Gastronomía regional de la mano de una experta de cocina

Durante dos noches, Dolli Irigoyen cocinó en La Casa del Visitante, de Bodegas Familia Zuccardi. Los mendocinos se deleitaron con un menú simple, con productos locales y en perfecto maridaje con los vinos de la casa. Quiénes asistieron, te lo mostramos en esta nota.

Pocas veces uno tiene la oportunidad de disfrutar una cena gourmet elaborada por un experto de cocina. Los mendocinos, gracias a la iniciativa de quienes aprecian el arte de la cocina, son agasajados, cada vez más, con programas gastronómicos únicos e interesantes y que tienen como responsables a verdaderos maestros en la materia.

Puntualmente, nos referimos a la visita que Dolli Irigoyen hizo recientemente a la provincia, invitada por La Casa del Visitante, el restaurante de Bodegas Familia Zuccardi. Su llegada a Mendoza fue en el marco de la apertura del ciclo Cocina de Autor; ciclo que la casa vitivinícola organiza todos los años y que nuevamente contó para su inauguración con la chef argentina.

Andrea Mufatto, Cecilia Alvarez y Gabriela Nafici quisieron esperar a Dolli para tomarse una foto junto a ella.

Los vinos, en primer plano. Dolli conoce los vinos de la bodega y en función de ellos diseña el menú que va a presentar –aunque con humildad afirma que siempre representa un desafío cocinar para los vinos-. La línea Zuccardi Serie A, con sus distintos varietales, fue la estrella de la noche, junto a un menú que bien vale la pena repasar y mostrar en imágenes.

Productos regionales para una cocina de autor. “Unicos”, “increíbles, realmente deliciosos y simples”, “se nota la mano de una experta en esta comida”. Frases como éstas y muchas más fueron las que se escucharon entre los comensales al término de la cena.

El menú fue un acierto y Dolli disfrutó la respuesta del público. Vamos por plato: ensalada de conejo marinado con aceite de oliva Frantoio y peras, para comenzar; huevos poche, ratatuille y migas crujientes con jamón, a modo de entrada; el paso fuerte estuvo compuesto por una panceta braseada con crema de choclos y ensalada criolla.

Panceta braseada con crema de choclos y ensalada criolla, el plato principal de la cena.

Y si hasta ese momento, el deleite era absoluto, todavía quedaban por disfrutar el ante postre y postre: una emulsión de queso de cabra trufado con aceite de oliva, membrillos y pan de nuez y una torreja de pan de bananas al aceite y flan de chocolate con helado, respectivamente.

La propuesta gastronómica y la degustación de los vinos fue por demás exitosa. Nuevamente la idea gustó y el reconocimiento del público se hizo notar. El restaurante agotó la capacidad de sus cubiertos en cada una de las dos noches en las que Dolli Irigoyen cocinó acompañada por el equipo de cocina del lugar.

Dolli conversó con cada comensal. Entre ellos, Juan Ignacio Guzmán y su madre.

¿Qué ocurrió luego de la cena? Los comensales esperaron ansiosos la aparición de la chef (quien se define simplemente como una cocinera). Las inquietudes eran muchas y muchas también, las intenciones de felicitarla y saludarla. Los métodos de elaboración, los tiempos de cocción, los acuerdos pensados entre el vino y los distintos platos, estuvieron entre las preguntas recurrentes que Dolli fue contestando mesa por mesa.

Y como no faltan quienes quieren guardar un recuerdo junto a una celebritie, muchos aprovecharon para tomarse una fotografía con cámaras o teléfonos celulares o pedirle un autógrafo en la portada de su último libro de recetas, como fue el caso de Luis Yunes, quien enfatizó sobre “la excelente cena que disfrutó”.

Enrique Vaquié y cumplió el deseo de su mujer, Eliana González, y le tomó una foto junto a Dolli.

Dolli Irigoyen -fiel a su estilo y una vez terminada su labor puertas adentro- se tomó unos minutos para conversar con los integrantes de cada mesa, aprovechó para posar junto al equipo de cocineros de la casa y brindó con espumante por esa y las futuras visitas que hará a Mendoza; lugar que asegura, “le apasiona”.    

En Imágenes