Deportes

El tiempo está a favor de Maradona

Nunca tan claro como ahora el hecho de que los resultados mandan en el fútbol. Lo que ayer era desastre, hoy es estrategia. Lo que ayer era tránsito hacia el fracaso, hoy es esperanza y ejemplo de buen juego. Mucho debió atravesar Maradona junto a su equipo para llegar a Sudáfrica. El tiempo, hasta ahora, parece darle la razón.

La Selección Argentina que conduce tácticamente Diego Maradona parece haber atravesado todos los estadios desde que el 10 se hizo cargo del grupo luego de la salida de Alfio Basile.
Cuántas frases, cuántas conjeturas, cuántos pronósticos que por estos tiempos parecen haberse perdido en algún cajón, en la interminable web o simplemente palabras que se extraviaron con el viento.

El Maradona castigado por su inexperiencia como entrenador y su incapacidad para comandar un grupo hoy parece ser el gran protagonista de una historia que se ha encaminado de la mejor manera.

A las de Diego, en la previa de Sudáfrica, sumamos las consideradas "incapacidades" de Héctor Enrique y Alejandro Mancuso, que antes del Mundial iban a llegar a Sudáfrica como amigos del adiestrador y hoy son los estrategas que acompañan al “más grande”.

Ni hablar de un Martín Palermo que no debió estar nunca en la Selección Argentina y menos aun cuando Exequiel Lavezzi y Lisandro López se merecían un lugar dentro de los 23. Hoy el Loco sigue escribiendo su novela, esta vez con la casaca albiceleste y con gol incluido en la máxima competencia futbolística del planeta.

Ya nadie habla de la falta de enganche y de la ausencia de Juan Román Riquelme. Hace poco menos de un mes el 10 de Boca parecía una pieza fundamental para el andamiaje efectivo de una selección sin identidad y carente de talento. Hoy Román pareciera no tener chance en este grupo y casi nadie se acuerda de él.

Esteban Cambiasso y Javier Zanetti también parecen estar olvidados en todos aquellos que lo pedían dentro del equipo; y más allá del resultado final en este Mundial nadie podrá negar que el equipo pudo ganar y por momentos demostrar buen fútbol sin dos de las piezas fundamentales del Inter de Mourinho campeón de Europa.

Messi es el mismo que jugó las eliminatorias y está claro que no es “español” como algunos se atrevieron a adjetivar a la Pulga. Que no sentía la camiseta, que no es un jugador maduro aún, etcéteras... Messi es el mismo irrespetuoso del fútbol en España como en Argentina, en Catalunya como en Rosario, en el potrero como en la Copa del Mundo. Es difícil discutir al mejor jugador de la Tierra y de por lo menos los últimos 20 años, aunque en este país hasta los más talentosos son cuestionados.

Aristoteles explicaba que la virtud ética se daba mediante el equilibrio entre dos extremos. A esto, el filósofo griego lo llamaba "justo medio". Con la prudencia como principal arma, a la hora de tomar un juicio, sería la forma, tal vez, más afectiva de vislumbrar también cuando el fútbol está de por medio.
Opiniones (0)
9 de Diciembre de 2016|20:20
1
ERROR
9 de Diciembre de 2016|20:20
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic