Deportes

El color de la camiseta puede ayudar a ganar un Mundial

Además de ser uno de los favoritos a pesar de su primera derrota, España y Chile tiene otro motivo para ilusionarse: los especialistas consideran que su camiseta puede ayudarle, ya que los psicólogos dan mucha importancia a los virtudes del color rojo. Psicólogos deportivos indican que el rojo de la camiseta (España, Suiza, Dinamarca y Chile) produce un impacto visual que puede afectar a aspectos importantes en el juego, como la fuerza, la confianza, el equilibrio o la agresividad.

Un estudio universitario en Inglaterra ya avanzó recientemente que ese color era "el de los ganadores", aunque una de las bases del mismo era algo tan obvio como que tres de los grandes del país (Manchester United, Arsenal, Liverpool) lo lucen en su camiseta.

Por su parte, el blanco de Inglaterra y Alemania, en cambio, puede transmitir pasividad, mientras que el azul de Italia desconcentra al contrario, y el naranja de Holanda produce optimismo, según esos estudios académicos de la psicología cromática.

En el caso del amarillo de Brasil, el teórico del color Max Lüscher explicó que el color transmite "claridad" y "reluciente serenidad".

Los hinchas de la 'canarinha' también verán interesantes los principios del 'test de Heiss y Halder': "el amarillo se adjudicó a una especie de síndrome impulsivo, por su relación con la motivación para el rendimiento y con la atención externa guiada por un objetivo final".

Pese a que los expertos coinciden en que el blanco que usa Alemania transmite unidad y modestia y hace que el equipo sea percibido como un conjunto pasivo y falto de energía, Carlos Bilardo, seleccionador albiceleste en los Mundiales de 1986 y 1990, detestaba que los germanos llevaran ese color.

"Con la camiseta blanca daba la sensación óptica de que eran más de once pues corrían mucho y estaban por todos lados", señaló una vez.

También tenía una opinión particular el ex seleccionador español Luis Aragonés, quien odiaba que sus jugadores salieran al campo con la alternativa amarilla, porque la consideraba de "mala suerte", pese a que Brasil es el máximo exponente de ese color y obtuvo cinco coronas mundiales.

Incluso la vestimenta de los árbitros tiene un motivo: el negro es el color de la autoridad, poder, y drama, y produce en su portador un efecto distante y dominante.

El azul de Francia o Italia denota además tranquilidad, autoridad, confianza y lealtad, además de ser el principal color transmisor de poder, según diversos estudios cromáticos.

Brasil lo sabe en carne propia: los Bleus tumbaron a la verdeamarela en 2006 y 1986 en cuartos y en la final de 1998. Además, Uruguay lo castigó con el Maracanazo en 1950.

La Oranje de Holanda o de los Elefantes marfileños estimula las emociones fuertes. Las personas que usan este color son percibidas como de fuerte personalidad.

El verde, que luce México puede conllevar éxito, salud y seguridad. Cromáticamente es relajante y refrescante pues es el más fácil para el ojo humano, aunque aún no ha conseguido destacar.

"Es el color de la estabilidad y de la regulación de fuerzas", señala Halder.

La misma estabilidad y fuerza que hará falta a los aztecas para superar su techo habitual de los octavos de final y poder hacer historia en el país africano.
¿Qué te pareció la nota?
No me gustó0/10
Opiniones (0)
4 de Diciembre de 2016|21:27
1
ERROR
4 de Diciembre de 2016|21:27
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016