Deportes

Borghi: "Nos estaban velando y resucitamos"

El entrenador de Argentinos está analizando la hazaña de su equipo, que ayer le ganó 4-3 a Indepediente y está a un paso del título. Además, elogió a Calderón y bromeó: "Me molesta que llegue antes a las prácticas que yo".

Los gritos desaforados llenos de felicidad todavía no se acallan en el estadio Diego Maradona, luego de la agónica victoria por 4-3 de Argentinos sobre Independiente. Gracias a ese triunfo con gusto a hazaña, los de La Paternal quedaron un punto por encima de Estudiantes y quedaron a un paso de llevarse el Clausura. Claudio Borghi, entrenador de este equipo con hambre de gloria, dialogó con Despertate y compartió sus sensaciones y expectativas.

“Reconozco que ayer había un desorden bárbaro. Nos estaban velando y resucitamos. Ayer contaron las ganas, la forma, el no querer perder. Gracias a todo eso logramos un resultado que nos permite estar ahí, a punto de ser campeón”, analizó Borghi, que relató cómo pasó de la desilusión al júbilo en un puñado de minutos. “Fue un golpe muy duro el tanto de Gandín. Pensé que no salíamos de eso. En el tercero, estábamos jugados en ataque. En ese momento, pensé en ser ingeniero. Con el 2-3 sentí que podíamos darlo vuelta. Y el cuarto gol lo grité muchísimo, por eso me quedé sin voz”, explicó el DT.

“Argentinos juega bien. Ayer fue una muestra de que el equipo se acostumbró a ganar y que están dispuestos a correr riesgos por ese triunfo. Pero no tenemos nada asegurado, nosotros tenemos que ganar. Tenemos grandes posibilidades de ser campeón, pero no hay que confiarse. Hay que controlar el tema de la ansiedad porque no estamos acostumbrados a esta situación. Sólo tres de mis jugadores salieron campeones”, opinó el ex entrenador de Colo Colo e Independiente.

A su vez, Borghi se diferenció de la actitud de los jugadores del Estudiantesy evitó criticar a los arbitrajes: “Si tengo que desconfiar de los árbitros cada vez que juego un partido, me tengo que quedar en mi casa. Los árbitros se equivocan a favor y en contra”.

Por otra parte, el Bichi no eludió las incógnitas sobre su futuro: “Solucioné, a medias, mi problema familiar pero hay que hacer muchas cosas. Argentinos no tiene presupuesto extraordinario y debe jugar la Sudamericana. Argentinos pierde 11 jugadores en dos semanas”. A su vez, reiteró que no evalúa ofertas de otros equipos porque aún no hubo ofertas formales: “Los timbres no los tocó nadie todavía. No puedo decir si me gustaría o no porque todavía nadie me llamó de otros equipos”.
En Imágenes