Los mendocinos y el tango, un romance comprobado

Inusual fue la propuesta de la Bodega Terrazas de los Andes dentro del festival “Música Clásica por los Caminos del Vino”: un exquisito concierto de la mano de Tangastor, la agrupación mendocina que interpreta obras del superlativo Astor Piazzolla. Las fotos, los entretelones y hasta un potente video del tema final, en esta nota.

Un Viernes Santo diferente vivieron las 160 personas que se dieron cita en Perdriel, la localidad lujanina que acoge a la bodega Terrazas de los Andes. Es que la propuesta era una de las pocas que escapaba a la música lírica o clásica propiamente dicha que imperaba en el cronograma del festival: esta vez la estrella fue el tango.

¿De qué se trata Tangastor? La destacada agrupación, creada en 2003, propone una nueva visión sobre la obra del genial Astor Piazzolla. No involucra bandoneón –el símbolo del tango- y acude a la combinación sonora que los integrantes proponen con sus instrumentos: cello, violín, piano y teclados, clarinete y bajo eléctrico.

El espectáculo. El mini-recital tuvo su apertura con “Violentango” y el “Concierto para quinteto” del ya inmortal revolucionario de la música ciudadana. “Se trata de dos temas en los cuales Astor mostró toda su sapiencia compositiva. Generalmente sus obras eran más cortas, pero estas dos fueron excepciones”, explicó Néstor Longo -chelista-.

Luego llegó el turno de “El amor”, un tema que surge del disco “Suite Troileana”, de Piazzolla. Si bien los aplausos y el entusiasmo del público se mantuvieron durante toda la presentación de Tangastor; fue con “Años de Soledad” –canción que el maestro grabó con Gerry Mulligan, el prestigioso saxofonista estadounidense, en el disco “Reunión Cumbre”- donde el frenesí de la audiencia comenzó a hacerse palpable. “Este es un tema en el que Astor deja salir toda su añoranza por su Mar del Plata natal”, comentó Longo.

Melómanos. Luz Casenave, Laura Albarracín, Soledad Andreu, Fabián Molino, Diana Palma y Adrilé Espeche.

Palabra de anfitriona. Clarisa Murekian, la responsable de turismo de Terrazas de los Andes, comentó a MDZ que, “es la primera vez que la bodega participa de este festival, y lo hace con un gran entusiasmo. Realmente es un suceso que crece año a año y desde Terrazas estamos felices de sumarnos y aportar a la difusión de la cultura musical de nuestra provincia.”.

“Es una oportunidad excelente para que los que deseen conozcan la arquitectura de nuestra casa –un edificio que data de 1898, construido por españoles inmigrantes que fueron pioneros en el mundo vitivinícola- que se combina con las últimas tecnologías en materia de elaboración de vino”, explica.

Puesta en escena con vuelta de tuerca. El escenario para que actuaran los músicos fue dispuesto de una forma poco convencional: se decidió ubicarlo en el corazón de la bodega y entre los tanques de fermentación. Su original colocación permitió que desde los cuatro puntos cardinales los oyentes pudieran escuchar y ver el espectáculo sin problemas.

Uno de los sectores destinados al público, que pidió bises y alapudió con ganas.

Un espectador particular. La perlita más divertida de la noche tuvo que ver con la aparición de un concurrente que sorprendió a todos: se trató de un murciélago que revoloteó unos instantes por los cielorrasos de la bodega y captó la atención de los presentes. “Se sabe que estos mamíferos se guían por su fino sentido de la audición… y con estas interpretaciones magistrales, debe estar embelesado”, justificó un amante del tango.

El ágape, una agradable sorpresa. Luego de la presentación musical, la casa anfitriona tenía organizado un pequeño cóctel en donde se pudo degustar un excelente Reserva Malbec junto a brusquetas especiales teniendo en cuenta el viernes santo. Empanaditas de vigilia, tostadas vegetarianas y canapés a base de pescado.

Para destacar. Un párrafo aparte merece el profesionalismo y la jovialidad del equipo del centro de visitas de Terrazas. Desde la pulcritud de la bodega hasta el armado del escenario y la recepción de los invitados; sus integrantes dieron todo de sí y estuvieron atentos a cada detalle para que el evento se desarrollara óptimamente.

El final. Luego de los bises, la fuerza musical y la energía de "Libertango" fue la que cerró el encuentro. A continuación, el video que refleja este broche de oro:

 
       
    

En Imágenes
La última fecha de eliminatorias Rusia 2018 en imágenes
11 de Octubre de 2017
La última fecha de eliminatorias Rusia 2018 en imágenes