Deportes

Todos hablan del gran show que brindó la F1

Luego de la magnífica carrera de Melbourne, con trompos, roces y grandes duelos, los aficionados dicen que la “Fórmula 1 despertó de nuevo a la vida”.

Ya no hay debate, al menos hasta la próxima carrera: gracias al "thriller" vivido el domingo en Melbourne, la Fórmula 1 pasó de provocar sueño a levantar como resortes a los aficionados de sus asientos.

El Gran Premio de Australia, dos semanas después del soporífero comienzo de temporada en Bahrein, demostró de modo palpable que la emoción no tiene por qué desaparecer pese a los radicales cambios en el reglamento tales como la prohibición de repostar y unos neumáticos delanteros más estrechos.

"Pienso que logramos méritos para hacer olvidar la primera carrera. Pasaron muchas cosas", dijo el heptacampeón mundial Michael Schumacher, quien contribuyó él mismo con "algunas buenas acciones".

Para el infortunado Sebastian Vettel las causas de la excitante carrera están claras: "Bajo tales condiciones se cometen muchos errores".

Una sorpresiva lluvia poco antes de la salida, excitantes luchas por la mejor posición, colisiones ya en la primera curva, espectaculares duelos rueda a rueda y maniobras de adelantamiento brindaron emoción a raudales.

En el entrevero, un protagonista esencial del espectáculo: el británico Lewis Hamilton, que condujo como un auténtico diablo y protagonizó los momentos más movilizantes.

"Melbourne despertó de nuevo a la vida a la Fórmula 1", tituló hoy entusiasmado el diaro australiano The Age.

"Una de las carreras más excitantes de los últimos tiempos" , comentó Globoesports de Brasil. "Vaya espectáculo en el Albert Park", escribió el austríaco Standard. Y El Periódico de Catalunya, de España, se emocionó asegurando que 2010 "será un formidable año para la Fórmula 1".

Desde dentro del "paddock", la voz del director deportivo de Mercedes, el alemán Norbert Haug, sonó fuerte: "La carrera fue sensacional. Fue exactamente lo que necesitaba la Fórmula 1 después de Bahrein".

El domingo será el turno de Malaisia, en el circuito de Sepang. ¿Podrá repetirse la exuberante carrera de Melbourne? No si el tiempo está en condiciones normales, aunque el trazado brinda suficientes posibilidades de adelantamiento y exige el máximo de los pilotos debido al húmedo e intenso calor.

Pero si como ocurrió en 2009 se hacen presente las habituales lluvias monzónicas, torrenciales ellas, el espectáculo estará servido y la Fórmula 1 olvidará nuevamente la discusión de las nuevas reglas como disparadoras de bostezos.
Opiniones (1)
10 de Diciembre de 2016|15:40
2
ERROR
10 de Diciembre de 2016|15:40
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Fue un carrerón, el más entretenido que se ha visto en muchísimos años...
    1
En Imágenes
15 fotos de la selección del año de National Geographic
8 de Diciembre de 2016
15 fotos de la selección del año de National Geographic