El legado de los indígenas, sumergido en las aguas del Paraná

El río Paraná oculta bajo sus aguas decenas de islas en las que habitaban hasta finales del siglo XIX los pueblos indígenas chaná y timbú. Una veintena de cementerios en los que enterraban a sus seres queridos son el único rastro que perdura. Pese a que no se dispone de registros oficiales, los especialistas estiman que aún hay descendientes de estos pueblos indígenas en Argentina, donde están censados cerca de 6.500 guaraníes.

El caudaloso río Paraná oculta bajo sus aguas decenas de islas en las que habitaban hasta finales del siglo XIX los pueblos indígenas argentinos chaná y timbú, cuyo preciado patrimonio artesanal es ahora inalcanzable.

Cerca de 10.000 chanaes y timbúes llegaron a vivir en las islas del delta del Paraná, en el norte de Argentina, donde practicaban la caza y la pesca y elaboraban detalladas piezas artesanales.

Una veintena de cementerios en los que enterraban y rendían homenaje a sus seres queridos son el único rastro que perdura hoy, aunque bajo las aguas de estos pueblos nativos, explicó a Efe María Asunción Gotardo, directora del Museo Regional de la ciudad argentina de La Paz, que alberga una colección de piezas artesanales indígenas.

La pequeña ciudad de La Paz, en la que residen cerca de 25.000 personas, es la más cercana a las islas y también la más afectada por el fuerte oleaje del Paraná, que cubre por completo los cementerios indígenas.

Gotardo se muestra confiada en que el caudal del Paraná se reduzca a corto plazo, lo que permitiría a los equipos de arqueólogos reanudar sus excavaciones en los cementerios.

En sus inspecciones, los expertos han encontrado fragmentos de piezas de cerámica y la momia de una joven indígena en posición fetal.

La colección del Museo Regional de La Paz incluye una urna utilizada para enterrar a bebés, así como decenas de piezas de cuencos y ollas cocidas de barro y arcilla con ornamentos animales en sus manijas.

Las asas de estos utensilios disponen de detallados acabados en forma de cabeza de loro, víbora o lechuza, una muestra, según Gotardo, de la riqueza cultural de los chaná y los timbú, que fueron los "primeros artesanos" de la región de Entre Ríos, donde se encuentra La Paz, fundada en 1835 y ubicada 520 kilómetros al norte de Buenos Aires.

El museo posee también un mapa diseñado en 1749 por el padre jesuita José Quiroga en el que se detallan todos los asentamientos indígenas del litoral del tramo argentino del Paraná, un río de más de 4.500 kilómetros de largo que también transcurre por Paraguay y Brasil.

El fuerte oleaje del Paraná desplaza continuamente los restos de los cementerios, hallados frecuentemente por pescadores o navegantes que suelen comercializar estas piezas históricas, según denunció Gotardo.

Asimismo, la especialista lamenta el escaso apoyo público, tanto del Gobierno federal como del regional, en la recuperación de los restos de estos pueblos nativos.

Los pueblos chaná y timbú se organizaban en familias poligámicas y solían llevar collares hechos con caracoles y perforar su nariz, añadió la directora del museo.

Los expertos consideran que estos grupos practicaban la caza y la pesca con armas, arcos y flechas con punta de hueso o madera, y que también cultivaban algunos tubérculos.

A finales del siglo XIX, los chaná y los timbú fueron expulsados de las islas y empezaron a desaparecer por la falta de tierras y el contacto con nuevas enfermedades.

Pese a que no se dispone de registros oficiales, los especialistas estiman que aún hay descendientes de estos pueblos indígenas en Argentina, donde están censados cerca de 6.500 guaraníes.

El Museo Regional de La Paz es una de las escalas de la expedición fluvial Parana Ra'anga, un ambicioso proyecto científico-cultural que comenzó su periplo el pasado 12 de marzo en la ciudad argentina de Rosario y que concluirá en Asunción a finales de mes.
Opiniones (0)
9 de Diciembre de 2016|10:37
1
ERROR
9 de Diciembre de 2016|10:37
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic