¿De dónde vienen las palabras que designan los movimientos de la tierra y del mar?

El V Congreso Internacional de la Lengua Española está suspendido: la tierra chilena, estremecida por un violento terremoto, hoy llora a sus muertos y se aflige por la magnitud de los daños y pérdidas.

 

Los noticieros nos aturden: terremoto, sismo, temblor, tsunami, maremoto.

 

Las palabras, que nos preceden con su historia centenaria y, a veces, milenaria y que, con seguridad, nos superarán, dan cuenta de que estos fenómenos naturales se conocen desde tiempos remotos. Así, las palabras terremoto y maremoto provienen del latín: ambas palabras han reunido dos términos. La primera aunó terrae (de la tierra) y motus  (movimiento), o sea, al juntarse en una sola voz, el hombre romano estaba aludiendo al movimiento de la tierra. Otro tanto ocurrió con maremoto: maris (del mar) y, nuevamente, motus (movimiento); en un solo vocablo, se referían a la oscilación de la masa marina.

 

También proviene del latín la palabra temblor, que evidentemente, se relaciona con el verbo temblar. Esta palabra provenía del latín tremulare, que designaba una sacudida de carácter involuntario. ¡Es claro que nadie provoca voluntariamente la sacudida de la tierra!

 

Otros titulares darán cuenta del fenómeno con la expresión movimiento telúrico, con lo cual, nuevamente, están recurriendo a un término de vieja raigambre: telúrico deriva del latín tellus, voz que usaban poetas como Horacio para nombrar la tierra, como suelo, aunque también se llamaba Tellus a la tierra como divinidad.

 

En cambio, sismo es una voz de origen griego, seísmos, que designaba una sacudida o agitación; derivaba del verbo seíein que se refería a la acción de ‘temblar’ o ‘sacudir’. Mucho más atrás, en el indoeuropeo, se halla la raíz tweis- con el significado de ‘sacudir violentamente’.

 

Los japoneses tienen cultura sísmica; por eso, ellos crearon el vocablo tsunami, formado por la unión de dos términos: tsu que significa el puerto y nami que significa ola o mar. Al unir ambas, tsunami es una sucesión de olas que llegan a puerto en un maremoto.

Un tsunami no tiene nada que ver con las mareas. Las olas del mar se forman por el viento que sopla sobre el mar.   Los tsunamis se generan cuando existe actividad tectónica submarina u otro movimiento en el mar, como, por ejemplo, un deslizamiento del suelo marino. Por lo tanto, un tsunami nunca será causado por el viento o las mareas.

Oímos que el movimiento de la tierra se debe al desplazamiento de las placas tectónicas. El término placa es de origen francés, plaque; es una voz polisémica que, en el ámbito de la geología, significa “cada una de las grandes partes semirrígidas de la litosfera, que flotan sobre el manto y cuyas zonas de choque forman los cinturones de actividad volcánica, sísmica o tectónica”. En cambio, ese término tectónico nos remonta al griego tektonikós, que señalaba lo relativo a la estructura. Precisamente, en el ámbito geológico, sirve para designar lo que se refiere a la estructura de la corteza terrestre.

Como podemos advertir, hoy nos solidarizamos con el pueblo chileno, pero vemos que, a lo largo de los siglos, siempre el hombre ha tenido que designar, en diversos lugares del planeta, estas sacudidas que nos estremecen y nos llenan de miedo y de angustia.

* Nené Ramallo es la directora del Departamento de Letras, de la Facultad de Filosofía y Letras de la UNCuyo; es lingüista, especialista en dialectología.

Opiniones (4)
10 de Diciembre de 2016|09:48
5
ERROR
10 de Diciembre de 2016|09:48
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Un poco de cultura no nos viene nada mal y no tiene nada que ver con el personaje nefasto de Grondona! A valorar lo bueno que tenemos, más allá de Grondona y de la Universidad. Si fuéramos capaces de esto, seríamos una sociedad mucho mejor! A cultivarse, muchachos!
    4
  2. Es interesantísmo este espacio! Gracias por darle un lugar a nuestro idioma! Respecto de este tema interesante prestar atención cuando hablan los periodistas españoles, porque ellos utilizan el étimo de sismo, dicen seísmo.
    3
  3. uuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuhh que bajon no por lo que dice, que es interesante, si no por que me hace acordar a mariano grondona, un personaje nefasto que de moralidad y humanidad, no sabe, pero de esto del latin , puuuuuuuuuuuuuf un champion
    2
  4. A la ilustre Facultad de Filosofía y Letras de la UNCuyo, modestamente le envío mí felicitación, por la apertura y aporte constructivo al bien común, abriendo la cultura y educación a cada persona, creando un aula en todo momento y lugar. Sin duda, acciones como esta tienen un valor incalculable y trascendental a la hora de construir una ciudadanía culta y formada, la que será capaz de alcanzar metas más elevadas, camino al bienestar y prosperidad.
    1
En Imágenes
15 fotos de la selección del año de National Geographic
8 de Diciembre de 2016
15 fotos de la selección del año de National Geographic