Deportes

A Boca y River se les viene un mes complicado

El Xeneize y el Millo tienen una seguidilla dura antes de verse las caras, el 21 en la Bombonera. Alves y Astrada no terminan de definir sus equipos y las urgencias llaman a sus puertas.

Abel Alves está convencido de que su Boca aún puede pelear el campeonato. Matemáticamente le sobran razones, dado que lo separan cinco puntos de los líderes cuando el Clausura apenas superó su primer cuarto de hora, y ahora contra algunos de ellos tiene cruces directos.

El asunto es que justamente para afrontar esos desafíos el entrenador deberá decidirse por un esquema y aceitarlo, porque del otro lado estarán nada menos que Estudiantes (el viernes 26, de local), Vélez (en Liniers, el próximo martes), Racing, Tigre y… River.

La seguidilla terminará frente al clásico rival en La Bombonera, el 21 de marzo. Para esa altura Boca sabrá si Alves tuvo razón tanto en su entusiasta pronóstico como en cuanto a las decisiones que tomó, principalmente las que tienen que ver con la "limpieza" que ya se llevó a Roberto Abbondanzieri y pronto hará lo propio con otros "históricos".

Leonardo Astrada tuvo que salir a desmentir que un mal resultado lo vaya a empujar al precipicio, tal como circuló en las últimas horas. Asimismo, recibió el apoyo de la dirigencia luego de los silbidos de algunos plateístas post empate con Arsenal, en el Monumental.

Pero River, que sacó un punto menos que su archirrival histórico aunque lo urgen otros problemas como el promedio, también tendrá un mixture duro de aquí al clásico en La Boca: enfrentará al también necesitado Gimnasia (el domingo, en La Plata), a San Lorenzo (jueves, en el Bajo Flores), Independiente y Huracán, acaso el partido más accesible.

"El Jefe" tampoco le encontró la vuelta al equipo. Impuso rigor en el plantel con sanciones disciplinarias y cambió cuanto pudo dentro de la cancha. Pero los resultados siguen siendo malos y, peor aún, el equipo no contagia entusiasmo.

Los dos más grandes del fútbol argentino tienen un mes para trabajar antes de verse las caras. Pero el camino es largo y, esta vez,nada garantiza que el clásico sea uno de esos partidos capaces de cambiar el sabor amargo de toda una temporada.
¿Qué sentís?
0%Satisfacción0%Esperanza0%Bronca0%Tristeza0%Incertidumbre0%Indiferencia
Opiniones (0)
6 de Diciembre de 2016|11:19
1
ERROR
6 de Diciembre de 2016|11:19
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016