Nissan profundiza la estrategia de autos chicos y económicos

Ya antes del revés contable sufrido por General Motors, la alianza Nissan-Renault activa planes para fabricar vehículos atractivos y rentables. O sea, ampliará la doble opción actual: el Tiida japonés y el Logan francés, en realidad rumano.

Tras una serie de conciliábulos en Tokio, Carlos Tavares (director de productos) reveló cuál es el nuevo objetivo –“misión” es una palabra evangélica- de la firma: “ofrecer un coche que parezca caro, pero sea lo más barato posible. Sin perder márgenes de ganancia”.

Hace pocas semanas, se presentaron (supuestamente en secreto) siete maquetas de auto chico, muy estilizado, tipo aeronave, con faros ovales. Pero éstos ya son muy comunes en Renault, Peugeot y otros. No obstante, el portugués Tavares consideró las variantes “aún demasiado caras”. Pues el futuro de la industria “no está en enormes camionetas de lujo, sino en vehículos accesibles y eficientes en uso de combustibles”.

A medida como suben los precios de refinados, en particular naftas, los usuarios alrededor del globo se pasan a autos más pequeños y menos gastadores de combustibles. Sus diseños no serán, necesariamente, como algunos esperpentos futuristas presentados en salón de Tokio. Por otro lado, en Estados Unidos la gente abandona camionetas como la Nissan Armada o la Toyota Hilux en pro de subcompactos similares al Fit.

Según un informe de la consultoría CSM Worldwide, hacia 2013 la demanda mundial por unidades chicas habrá subido 30% y orillará veintisiete millones. A la inversa, la demanda de camionetas habrá cedido 4%, a diez millones. Pero Nissan-Renault y Mercedes Benz sospechan, en privado, que ese total no pasará de siete millones en seis años.

No hace mucho, a la sazón, Toyota –primera automotriz mundial- admitió que proyecta un coche de US$ 7.000, orientado a Brasil, Rusia, India, México y China, antes de 2010. Curiosamente, nadie menciona a la Argentina, quizá porque los vehículos locales siguen caros. Cabe señalar que, en este momento, el Tiida cuesta US$12.500 en EE.UU. y 16.000 en China, un contrasentido. Al revés, el Logan (descendiente del Lada) vale 11.000 en Francia, pero sólo 7.000 ($ 22.000) en Rumania.
Opiniones (0)
19 de septiembre de 2017 | 16:27
1
ERROR
19 de septiembre de 2017 | 16:27
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes