Deportes

En Sudáfrica recibirán a Maradona "con todos los honores"

En Polokwane, sede del Argentina - Grecia, idolatran al DT nacional. "Nunca nos habríamos imaginado que Maradona pudiera venir a nuestra ciudad. Es un sueño", aseguró el alcalde de la ciudad.

La pequeña ciudad de Polokwane, en el noreste de Sudáfrica, está feliz con ser sede del importante duelo México-Francia, pero sueña sobre todo con recibir a Diego Maradona, el técnico argentino, ya que la albiceleste disputará allí un partido del Mundial-2010.

La ciudad sudafricana sólo albergará cuatro partidos en el Mundial, pero contará con la suerte de tener programados dos encuentros importantes, como el Francia-México, el 17 de junio en la segunda jornada del grupo A, y el Argentina-Grecia, cinco días más tarde, en la tercera fecha del B.

"Estamos maravillados. Nunca nos habríamos imaginado que Maradona pudiera venir a nuestra ciudad. Es un sueño. Estamos muy felices con el sorteo. Es un gran acontecimiento tenerlo entre nosotros y lo recibiremos con todos los honores", afirmó a la AFP el alcalde de la ciudad, Thabo Makunyane.

Además de Argentina y México, también Paraguay jugará en la pequeña ciudad de Polokwane su duelo de la tercera jornada del grupo F, contra Nueva Zelanda, el 24 de junio, mientras que el partido restante lo disputarán Argelia y Eslovenia.

"Estamos preparados para dar la bienvenida a los países latinoamericanos, pero también queremos saber qué es lo que esperan de nosotros. Somos gente amistosa y tenemos mucho que ofrecer. Trataremos de programar actos relacionados con esos países de habla hispana", indicó el alcalde.

Pese a la presencia de Maradona, el duelo más interesante que recibirá Polokwane será sin duda el encuentro entre México y Francia.

"¡Guau! Esperamos con ansiedad ese partido. Veremos qué pasa. Será el partido más atractivo que tendremos en la ciudad y esperemos que pase a la historia", dijo Makunyane.

El estadio de la ciudad, para 45.000 espectadores y que lleva el nombre de Peter Mokaba, un activista anti-Apartheid que nació en Polokwane, capital de la provincia de Limpopo y de poco más de medio millón de habitantes, fue inaugurado el pasado 11 de noviembre.

Nvadhe Ramakuela, responsable del Mundial-2010 en la ciudad, afirma que con 14.000 camas, tendrán resuelto el alojamiento. "De ellas 6.500 corresponden a la Universidad de Limpopo, 4.500 a hoteles y 2.000 camas se podrán instalar en espacios de escuelas de la ciudad", indicó.

El jefe del programa del Mundial en la municipalidad también está contento con la venida de tres equipos latinoamericanos.

"Compartimos muchas cosas con los latinoamericanos y con alguno de los países participantes compartimos el Trópico de Capricornio. Hay muchos voluntarios que quieren aprender español, para que la gente que venga a visitarnos se vaya contenta", añadió.

El estadio destaca por una plataforma en uno de los lados del estadio, sujetada por dos torres metálicas que se asemejan a un árbol. "Hemos tratado de simbolizar el baobab, un árbol africano muy grande, que puede alcanzar los 25 metros de alto y que abunda en la región de Limpopo", afirma Ramakuela.

Esa plataforma y los diferentes tonos marrones con que han sido pintados los asientos, recuerdan la región montañosa en que se encuentra Polokwane, una ciudad que no está lejos de las fronteras con Zimbabue y Namibia.

El responsable del Mundial-2010 en la ciudad presume de que su población tiene una de las tasas de criminalidad más bajas del país y de un parque natural, el "Polokwane Game Reserve" a sólo un kilómetro del estadio, donde animales como rinocerontes o jirafas viven en libertad.
Opiniones (0)
7 de Diciembre de 2016|17:31
1
ERROR
7 de Diciembre de 2016|17:31
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes