Saquean vivienda de la Sexta y dejan atados a los dueños de casa y a un chico de 4 años

Los delincuentes se llevaron dos notebook que había traido el hombre de EE.UU, donde vivió hasta hace cinco meses; reproductores de DVD, cámara de fotos, filmadoras, celulares, US$ 1.800 y $300. El robo fue planeado a partir de que la víctima puso un aviso en una revista para vender una computadora.

Un matrimonio y su pequeño hijo de 4 años fueron víctimas de un asalto en su casa de la Sexta Sección. Le llevaron todos los equipos informáticos y electrónicos que tenían en la vivienda, además de dólares, pesos y una vitrola del año 1904. Se trató de un robo planeado, tal como le contó a MDZ el dueño de casa.

Raúl Manini vivió varios años en Estados Unidos y hace unos seis meses regresó a la Argentina. Después de estar un mes en Buenos Aires decidió radicarse en junio Mendoza, porque “de todo lo peor, esta provincia es lo mejor, a pesar de lo que me sucedió anoche”, manifestó, y de inmediato aclaró: “Soy marplatense”.

Este jueves, alrededor de las 22, fue asaltado. Pero Raúl relató cómo, los delincuentes, organizaron el atraco.

“Puse un aviso para vender una de mis notebook en una revista (Segunda Mano) y dejé el teléfono para quien quisiera comprarla. La semana pasada me llamó un hombre que estaba interesado y vino a mi casa a verla”, comenzó detallando la secuencia de hechos.

Ese hombre dijo llamarse Fernando. Fue a ver la notebook (una HP Touch que no hay en el país) “y estuvimos como dos horas hablando. Era un tipo muy culto, muy bien vestido, no dudé en absoluto en aquel momento. Pero como estuvimos una dos unas dos horas en mi casa —conjeturó—, debe haber ‘relojeado’ todo, además de contarle que hacía poco había vuelto de Estados Unidos”.

Unos días después volvió a llamar Fernando, diciendo que él se dedicaba a la venta de equipos informáticos y debido al impuestazo tecnológico no le convenía adquirirla, recomendándole a Raúl que se la vendiera a un particular.

Esta semana llamó por teléfono otro hombre, diciendo que había visto el aviso en la revista y que estaba interesado en la notebook. Se presentó como un bodeguero mendocino y quedó en ir a ver el equipo este jueves. “Lo extraño fue que cuando me pidió la dirección sólo le respondí que vivía en Cayetano Silva y Fader, y por la noche vinieron directamente a mi casa, que no es la esquina. Esto me hace pensar que los tipos que me asaltaron tenían relación con Fernando”, explicó Raúl, quien pretende advertir, con su historia, a quienes publican objetos para vender en diarios, revista o Internet y los muestran en sus casas.

Alrededor de las 22 tocaron el timbre de la casa de la familia tres sujetos. Salió Raúl y les dijeron que venían por la notebook. “Algo olí en ese momento, porque estos tres no estaban muy bien vestidos, tampoco mal, pero no podía ser el supuesto bodeguero que me había llamado”, explicó la víctima. Agregó que estuvieron hablando sobre el precio de la notebook en la vereda, hasta que “me di cuenta que me venían a asaltar. Quise manejar la situación pero me metieron a los empujones a mi casa”.

En el interior de la vivienda sacaron sus armas y lo amenazaron, al igual que a su esposa y pequeño hijo. Los llevaron a una habitación, los ataron de pies y manos y les pusieron sábanas en la cabeza. “No sabía qué podía pasar, estábamos muy asustados porque a mi me golpearon un poco y no veíamos nada. Pero me tranquilicé cuando escuché que alguien desde afuera los llamaba por teléfono preguntándoles si estaba todo bien, si no había heridos”, recordó al tiempo que manifestó que su hijito se puso a llorar cuando lo ataron y le taparon el rostro.

Este detalle demuestra que los delincuentes tenían un plan y también logística, y que afuera estaba el líder de la banda.

Se llevaron de la vivienda, dos notebook de última generación, dos reproductores de DVD, dos filmadoras, dos celulares, una cámara de fotos digital, US$ 1.800, $300 y una vitrola de 1904. Al respecto, Raúl expresó: “Deben haber creído que había traído de Estados Unidos mucho dinero, porque revolvieron todo. Los objetos electrónicos pueden recuperarse, pero me duele la vitrola, es muy difícil conseguir otra”, lamentó.

Los maleantes estuvieron unos 25 minutos en el domicilio. Cuando se fueron, Raúl logró desatarse y llamó a la Policía. La investigación quedó a cargo de la Oficina Fiscal Nº 2, de Capital.
Opiniones (3)
25 de septiembre de 2017 | 23:34
4
ERROR
25 de septiembre de 2017 | 23:34
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. si puso el tel. en el aviso, listo.... Ya estas frito, tienen toda la data. Los chorros no son ningunos improvisados. Los improvisados somos el resto, que estamos a la buena de Dios.
    3
  2. LA SEXTA ES ZONA LIBERADA, VOS LO SABES Y NO HACES NADA, ES MUY RARO Q HABIENDO TANTOS ROBOS EN LA SEXTA NO MANDES MAS PATRULLAJES Y TODO SIGA IGUAL QUIZAS SON "TESTIGOS PROTEGIDOS" O "INFORMANTES" Q A CAMBIO DE DATOS LE LIBERAN LA ZONA PARA QUE PUEDAN ROBAR TRANQUILOS
    2
  3. vos, tu jefe y tus secuaces. vayanse todos !
    1
En Imágenes
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
20 de Septiembre de 2017
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'