Joven acuchillada en Las Heras: el primo es el principal sospechoso

El caso tomó otro rumbo: el familiar que habría sido testigo del asesinato de la chica, pasó a ser la única persona demorada por la Justicia. Como ella no murió en el momento pese a las cinco puñaladas, habría alcanzado a decir a un hermanito quién fue el agresor. Mientras que los vecinos se organizan para hacer una marcha, el arma homicida fue encontrada: un cuchillo de 22 centímetros.

El crimen de Adriana Alejandra Steenbsker, ocurrido anoche en Las Heras, está tomando ribetes inesperados: el primo de la joven de 17 años sería el principal sospechoso pese a que, al principio, se creía que él había sido testigo de un supuesto asalto. Un cuchillo de 22 centímetros fue hallado a unos escasos metros del lugar donde la mujer fue atacada. Mientras, familiares y allegados se están movilizando para pedir justicia.

La versión de que la chica se habría resistido al robo de su celular cuando volvía de comprar de un almacén en compañía de su primo adolescente. Ante la respuesta negativa de la chica, el delincuente le asestó cinco puñaladas en los ojos, tórax, brazo y espalda. Pese a las graves lesiones, ella no murió en el momento.

El hecho ocurrió en el Callejón Rivas s/n –en la zona de las fábricas de ladrillos- a pocos metros de la casa de Steenbsker, por lo que los gritos fueron oídos por varios. Aparentemente, el primero en llegar al lugar fue el hermanito de la chica agredida, quien en su agonía habría precisado nombre y apellido de su agresor: un primo de 15 años.

Justamente, ése primo es el que se creía que había sido testigo del supuesto robo y el ataque. Pero, las declaraciones no coincidían y las últimas palabras de Adriana habrían cambiado la historia que se había dado a conocer inicialmente. Todo esto llevó a que el adolescente quede demorado y que en el caso, que estaba siendo instruido por la Oficina Fiscal Nº 14,  intervenga la Justicia Penal de Menores.

En tanto, personal policial y los investigadores están en la escena del crimen. A unos escasos 20 metros de donde fue atacada Adriana, se encontró un cuchillo de 22 centímetros que sería el arma homicida que condujo a la joven a la muerte luego de un salvaje ataque, demasiado brutal para robar un celular.

El relato del pequeño de 8 años, quien se creía que en algún momento habría sido el primo que acompañó a Alejandra al kiosco, fue fundamental para implicar al verdadero primo, lo que llevó a que el adolescente de 15 años quede demorado y que habría tirado abajo la versión del violento asalto que el sospechoso había contado anoche.
Opiniones (0)
23 de noviembre de 2017 | 11:10
1
ERROR
23 de noviembre de 2017 | 11:10
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Grammy Latinos 2017
    18 de Noviembre de 2017
    Grammy Latinos 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia
    16 de Noviembre de 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia