Deportes

La noche que el Calderón fue una sucursal de Argentina

La ciudad de Madrid y el estadio Vicente Calderón cambiaron esta noche sus colores, para vestirse de celeste y blanco, producto de la gran cantidad de argentinos que hay en España.

Está claro que en la cancha hubo más españoles, quienes además se deleitaron con el juego del equipo de Vicente Del Bosque, pero los argentinos se hicieron notar, como lo hacen en cualquier parte del mundo cada vez que juega su selección.

"Volveremos, volveremos, volveremos otra vez, volveremos a ser campeones como el '86", con ese grito de guerra cientos de argentinos se juntaron cerca del estadio para ingresar de manera más que ruidosa al Vicente Calderón.

La cancha del Atlético de Madrid tuvo más banderas celestes y blancas que rojas y amarillas, algo que sorprendió a los propios españoles.

"Joder hombre, pero si esto parece más Buenos Aires que Madrid", dijo José, uno de los boleteros del estadio del Atlético de Madrid.

El grueso de los argentinos se ubicó detrás de uno de los arcos, como si fueran visitantes, pero en todos los sectores de la cancha se pudieron ver banderas argentinas.

Lo que pasó en el Vicente Calderón se pudo percibir desde temprano en el hotel donde se concentró el seleccionado argentino.

Desde el mediodía español hubo decenas de hinchas buscando ver de cerca a los protagonistas, sobre todo a Diego Maradona, el más pedido y querido por todos.

Entre los argentinos, Maradona le saca cuerpos y cuerpos de ventaja a la otra gran estrella de este equipo: el delantero de Barcelona Lionel Messi.

Fuera de la Argentina, ya sea en Latinoamérica, como en Europa o Asia, Messi es la gran figura, superando a cualquiera que se le cruce por el camino.

Los goles que marcó "Lío" en Barcelona todavía no se pudieron ver con la camiseta celeste y blanca, por eso Messi sigue siendo mirado de reojo entre los argentinos.

Con la salida de los equipos los argentinos marcaron más su presencia, arrojando papeles y encendiendo bengalas, como lo hicieron fuera del estadio.

Las filial de River de Madrid y la de Racing de Barcelona le pusieron el color de las banderas de los equipos argentinos.

La bandera más grande fue la que colgaron los hinchas del equipo de Avellaneda detrás de uno de los arcos: "Academia Racing Club".

También la filial de River puso la suya, más chica, detrás del mismo arco, donde la mayoría de los argentinos convivieron sin problemas en el Vicente Calderón.

"España, España", fue el grito que se fue apoderando de la noche con el correr de los minutos, sobre todo cuando los de rojo comenzaron a jugar.
¿Qué sentís?
0%Satisfacción0%Esperanza0%Bronca0%Tristeza0%Incertidumbre0%Indiferencia
Opiniones (0)
6 de Diciembre de 2016|17:04
1
ERROR
6 de Diciembre de 2016|17:04
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes