Un chico murió cuando se disparó accidentalmente la carabina de su padre

Un adolescente santiagueño de 13 años murió como consecuencia de las serias heridas sufridas luego de recibir un disparo en la cabeza, accidentalmente, mientras manipulaba una carabina, en la localidad Colonia Tinco, distante 7 kilómetros de Las Termas de Río Hondo.

Según informó el Nuevo Diario, la víctima, identificada como Aldo Guillermo Rosales, de 13 años, gatilló por accidente el arma de fuego calibre 22 largo que habían dejado los mayores en el interior de la casa.

Gravemente herido, el menor fue trasladado por sus hermanos en un principio hasta el hospital Zonal de Las Termas, y posteriormente al Cepsi, en la ciudad Capital, nosocomio al que llegó ya sin vida como consecuencia de las serias heridas, alrededor de las 19.45.

La víctima presentaba una herida de bala en la frente, con orificio de entrada, pero sin salida, y estaba hemodinámicamente descompensado, con presencia de hemorragia por boca y nariz.
Al tomar conocimiento del hecho, la magistrada de la ciudad termal ordenó que el cuerpo sea depositado en la morgue judicial para su autopsia y que sea secuestrada el arma utilizada por la víctima.

Opiniones (0)
21 de noviembre de 2017 | 16:31
1
ERROR
21 de noviembre de 2017 | 16:31
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Grammy Latinos 2017
    18 de Noviembre de 2017
    Grammy Latinos 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia
    16 de Noviembre de 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia