Deportes

Real Madrid vuelve a imponerse al Atlético en un derbi vibrante

El Real Madrid alimentó hoy su supremacía sobre el Atlético de Madrid al derrotarle por un vibrante 3-2 en el estadio Vicente Calderón y consolidarse en el segundo puesto de la Liga española.

El equipo dirigido por Manuel Pellegrini logró un triunfo vital con acento sudamericano, ya que los goles fueron convertidos por los brasileños Kakà, a los 5 minutos y Marcelo, a los 24, mientras que el argentino Gonzalo Higuaín completó, a los 65'.

A su vez, el uruguayo Diego Forlán descontó de zurda (79') y Sergio Agüero aumentó para los locales, dos minutos más tarde.

El conjunto blanco logró mantener la distancia de un punto con el líder Barcelona, mientras que el Atlético aún permanece en los puestos de descenso y podría finalizar la jornada en el penúltimo lugar.

Las figuras de Raúl y de Sergio Agüero en sus respectivos banquillos le habían otorgado tintes de misterio a la previa del clásico.

Pellegrini había apostado a la misma base de jugadores que empató ante el Milan por la Liga de Campeones, mientras que Quique Sánchez Flores decidió mantener a Diego Forlán como único símbolo de ataque de su equipo.

Mientras el Real Madrid se veía obligado a ganar para acercarse al puntero Barcelona, el Aleti buscaba cortar la nefasta racha de diez años sin poder derrotar a su máximo rival de la ciudad y, por ende, escalar posiciones en la clasificación.

En lo que ya se convirtió en un lugar de los clásicos de Madrid, el duelo alteró los papeles previos con un gol tempranero.

El Real Madrid pudo romper la paridad recién a los 5 minutos de juego, cuando Kakà le robó el balón a Cleber Santana y encontró el espacio suficiente para sacar un disparo lejano y clavar el esférico en el ángulo derecho de Sergio Asenjo.

De esta manera, se alimentó una estadística ya habitual en la historia reciente del encuentro: en la última década ya se convirtieron 13 goles en los primeros diez minutos de los derbis madrileños.

El tanto de Kakà desestabilizó al Aleti, que evidenció sus síntomas de desesperación y se quedó sin la posesión del balón durante toda la media hora inicial.

Mientras tanto, el Real Madrid empleó el juego que mejor le sienta: distribución desde el centro del campo, mediante Lass Diarrá y Xabi Alonso y el provecho de la velocidad de Kakà para conectar con los delanteros Karim Benzema y Gonzalo Higuaín.

A su vez, la figura de Marcelo representaba un peligro fuera de los cálculos de los rojiblancos. El volante por izquierda adoptó un rol ofensivo por excelencia y rompió la estructura defensiva del rival con cada uno de sus desbordes.

Dos tiros lejanos de Pepe y Diarra provocaron respuestas ejemplares del portero Sergio Asenjo, aunque los dueños de casa fueron incapaces de evitar el segundo gol de sus clásicos rivales.

Karim Benzema dominó la pelota en la entrada al área rival y asistió a Marcelo, para que el sudamericano dejara en el camino a Pablo Ibáñez y sacara un disparo violento con la diestra (es zurdo natural) con destino de gol.

El Atlético encontró su cuota de oxígeno recién en el último cuarto de hora del primer tiempo. Simao se presentó como una opción loable desde la izquierda, mientras que Jurado se retrasó unos metros, para entrar en contacto con Raúl García.

De tal manera, Iker Casillas se vio obligado a interceptar centros desde ambas bandas y a realizar una tapada espectacular ante un intento de Simao, a instantes del descanso.

El segundo tiempo fue el escenario de un Atlético de Madrid que intentó elaborar la remontada con el ingreso de Sergio Agüero y de un Real Madrid que se retrasó unos metros y apostó a la sentencia mediante un contraataque.

De tal manera, los visitantes aumentaron la diferencia, mediante un nuevo provecho de los errores defensivos rivales. Higuaín le robó la pelota a Perea en la última línea atlética y, luego de dejarlo en el camino, definió con un derechazo cruzado imposible de detener para Asenjo.

La expulsión de Sergio Ramos, que recibió la tarjeta roja directa por derribar a Agüero como último recurso, le agregó picante al partido y el pequeño proyectil que impactó sobre la cabeza de Pellegrini, pero no llegó a lastimarle, asustó a todos los presentes.

Sin embargo, el Atlético reaccionó en apenas dos minutos y le devolvió la tensión al desenlace. A los 79', Forlán recogió un centro preciso de Ujfalusi y definió de zurda hacia la red.

En la jugada siguiente, Agüero capitalizó un error de Marcelo, le ganó en velocidad a Pepe y definió con un derechazo cruzado para dejar estéril cualquier intento de Casillas.

Sobre el final, el argentino del Atlético dispuso de la oportunidad clave para consagrar la paridad épica, pero Iker Casillas se hizo gigante al detener su disparo.

Atlético: Asenjo; Ujfalusi, Pablo (Sinama - Pongolle m89), Perea, A. López; Santana, R. García; Reyes ( M. Rodríguez m14), Jurado (Agüero m46), Simao; Forlán.

Real Madrid: Casillas; Sergio Ramos, Pepe, Garay, Arbeloa; L. Diarra, X. Alonso; Kakà (Van Der Vaart m 83), Marcelo; Higuaín (Raul m 21) y Benzema (Gago m 69)

Goles: 0-1, m.5: Kakà. 0-2, m.24: Marcelo, 0-3 m 65: Higuaín, 1-3 Forlán m 79, 2-3 m Agüero m 81.

Árbitro: C. Clos Gómez. Mostró tarjetas amarillas a Kakà, Diarra, Pablo, R. García, Simao, Arbeloa y Garay. Mostró tarjeta roja a Ramos.

Estadio: Vicente Calderón (Madrid).
Opiniones (0)
7 de Diciembre de 2016|19:33
1
ERROR
7 de Diciembre de 2016|19:33
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes