Harry Potter reclama que le devuelvan su identidad

Un joven inglés, que se llama igual que el personaje de la saga del mago, trabaja en un banco de Portsmouth y está cansado de las bromas de sus conocidos.

La saga del mago adolescente salió al mercado cuando él tenía nueve años y desde entonces escucha chistes sobre "su varita".

El peor enemigo de Harry Potter no es otro que... Harry Potter, ya que al parecer el popular personaje del mago adolescente se transformó en la pesadilla de un joven inglés, que se llama justamente como él, según publica el portal Minutouno.com.

Sin pretender homenajear al Potter de carne y hueso, la autora de la saga, J. K. Rowling, nombró a su entrañable personaje exactamente igual que el joven, que tiene 20 años y trabaja en un banco (y no, no en el de los duendes, Gringotts, sino en uno real). En realidad, el Harry Potter no – mágico es un chico oriundo de Portsmouth, Inglaterra, informó el sitio Abadía Digita .

Lo peor del caso es que el joven inglés mantiene varias similitudes con el mago ficticio, empezando por una pequeña cicatriz en su frente. Mientras el mago la obtuvo en una batalla con su archienemigo cuando tenía sólo un año de vida, el verdadero Potter se la hizo con un golpe muy real contra un poste de luz, cuando tenía 15 años.

Además, tanto Potter como el personaje tienen los ojos verdes y el joven inglés tiene hasta la misma edad que Daniel Radcliffe, el actor que le dio vida en la pantalla de cine al Potter creado por Rowling.
 
Cansado de escuchar la frase "sos un mago, Harry" de sus amigos, o casi de cualquiera que lo conoce, lo que parecía ser una feliz coincidencia empezó a provocar enojo en el joven. Incluso en el mundo laboral, ya que hoy en día trabaja en una sucursal del Lloyds Bank.

"Pensaron que era una broma cuando presenté mi currículum. Soy la única persona en todo el edificio que no tiene que decir su nombre completo cuando hace una llamada telefónica", ironizó el joven.

"Al principio pensé que estaba bueno tener el mismo nombre, pero ahora es como si alguien me hubiera lanzado una maldición y los comentarios van desde el humor hasta la agresividad", contó Potter, a quien de chiquito sus padres llamaban "príncipe Harry" en honor al hijo menor de Lady Di.

Así, todas las etapas de su vida se vieron mágicamente alteradas: cuando se puso de novio con su actual pareja, tuvo que mostrarle sus documentos para probar su identidad. Cuando quiso hacerse socio de su club de fútbol, el Portsmouth FC.

Resignado, Harry Potter admitió: "primero no me creían que era mi nombre real, y después no podían parar de reírse... es un cuento de nunca acabar".
Opiniones (0)
21 de septiembre de 2017 | 02:44
1
ERROR
21 de septiembre de 2017 | 02:44
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
    20 de Septiembre de 2017
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'