Megaoperativo en Rosario por efedrina: 30 allanamientos y ocho detenidos

Entre los apresados están la esposa y la madre del bautizado "Rey de la efedrina", Mario Segovia, quien seguía manejando negocios relacionados con estupefacientes desde la cárcel de Ezeiza. Las detenciones se concretaron hoy por orden del juez Federico Faggionato Márquez.

Un jefe policial dijo a Télam que, mediante escuchas telefónicas realizadas en el marco de la causa de la ruta de la efedrina, "se determinó que Segovia, desde el penal de Ezeiza, donde está preso, seguía dirigiendo algunos negocios vinculados a la elaboración de metanfetaminas y efedrina sintética".

Por tal motivo, una comisión de policías de la Dirección de Investigaciones del Tráfico de Drogas Ilícitas y el propio juez del caso, el Federal de Campana Federico Faggionatto Márquez, viajaron a Rosario para encabezar los operativos.

A las 2.30 de la madrugada el juez dio inicio a los allanamientos, en los que fueron detenidos la esposa del apresado Segovia, Gisela Ortega, la madre y un abogado de su estrecha confianza, además de otras cinco personas.

Además, según las fuentes, se secuestraron documentos de importancia y constancias de que a pesar de estar preso Segovia seguía en contacto con sus familiares y presuntamente llevaba a cabo operaciones de elaboración y venta de efedrina sintética y metanfetaminas.

"Aparentemente consiguieron una fórmula para fabricar efedrina sintética y ahora buscamos el laboratorio donde llevaban a cabo los procesos", dijo un jefe policial consultado por Télam.

Según ese vocero, los ahora detenidos están acusados de conformar una asociación ilícita dedicada la elaboración y venta de esa sustancia.

Segovia fue detenido en noviembre del año pasado y el 4 de abril pasado su procesamiento con prisión preventiva fue confirmado por la Cámara Federal de San Martín.

En la misma causa fue procesada, aunque sin prisión, su esposa, Ortega, -hoy nuevamente detenida-, al ser considerada partícipe secundaria en la producción, fabricación y comercio de estupefacientes e introducción al país de materias primas como la efedrina para utilizarla como precursor químico.

La causa por la ruta de la efedrina se inició en julio del año pasado con el hallazgo de un laboratorio de metanfetaminas en una casaquinta de Ingeniero Maschwitz, que estaba a cargo mayormente de ciudadanos mexicanos.

Las drogas que allí se elaboraban para enviar a México eran en base a efedrina, precursor que era ingresado al país por distintas droguerías y luego era entregado a mediadores que los proveían a distintas organizaciones, entre ellos Segovia.

Según la pesquisa, al "Rey de la efedrina" se le atribuye ser uno de los mayores proveedores de efedrina a los narcos mexicanos y se estima que comercializó en el mercado negro más de ocho toneladas de esa sustancia.
Opiniones (0)
22 de agosto de 2017 | 06:53
1
ERROR
22 de agosto de 2017 | 06:53
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes