Deportes

Maradona enfrenta la hora de la verdad

Perú no asoma como el rival más difícil, pero una marea de presiones y el riesgo de no conseguir la clasificación al Mundial ponen a la selección y su técnico ante una compleja encrucijada.

A Diego Maradona le llega la hora de la verdad. Perú no asoma como el rival más difícil, pero una marea de presiones y el riesgo de no conseguir la clasificación al Mundial de Sudáfrica 2010 ponen a la selección argentina de fútbol y su técnico ante una compleja encrucijada.

Cuando suene el silbato el sábado en el estadio de River Plate, Maradona quedará solo con sus once jugadores frente a la realidad del equipo argentino, despojado de sus contradicciones, la siempre latente amenaza de irse y el escenario mediático en donde debate la interna de la selección.

La urgencia de Argentina por asegurarse la clasificación a Sudáfrica decretó en las últimas horas un alto el fuego en el conflicto interno en la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), a la espera de los resultados ante un Perú ya eliminado y de la batalla final, el clásico rioplatense con Uruguay en Montevideo.

Argentina está quinta en la tabla de las eliminatorias sudamericana, en zona de repechaje y con varios adversarios hambrientos por el pase a Sudáfrica.

Frente a esta situación dramática, para una selección con los laureles de la argentina, la pasión por defender los colores celeste y blanco emerge como el salvavidas que mantiene a flote tanto a jugadores como al entrenador en medio de una tormenta de fuego cruzado.

Maradona les confesó a sus allegados que estos serán los dos partidos "más importantes de su vida".

Sin embargo, hasta el momento no logró darle una identidad propia a la selección argentina.

A fuerza de prueba y error, con un particular estilo de entrenamiento, de pocas horas de juego y mucha charla, y variando la lista de jugadores fecha tras fecha, Maradona se encuentra sobre la hora con un plantel en el que casi nadie tiene su puesto asegurado y prueba hasta último momento nuevas fórmulas para llegar al gol.

La frustración que genera en los fanáticos argentinos cada gol de Lionel Messi, Carlos Tevez, Sergio Agüero o Gonzalo Higuaín en el fútbol europeo horada la fe. ¿Por qué no juegan así con la camiseta "albiceleste"?

El problema parece ser más profundo y tener raíces más allá del casi año que cumplirá pronto Maradona al frente de la selección. Pero mientras tanto, la realidad del plantel se debate en tironeos entre los jugadores, el cuerpo técnico y los dirigentes.

La difícil relación que mantiene con su secretario técnico, Carlos Bilardo, lejos de allanarle el trabajo a Maradona, parece forzarlo una y otra vez a reafirmar su poder. Y la decisión del presidente de la AFA, Julio Grondona, de expresar su desconfianza a través del jefe de la FIFA, Joseph Blatter, sumó controversia.

Según el diario "La Nación", la selección argentina "no encontró el punto de sostén".

"La mesa tiene menos sostén del imaginado; se mueve por todos lados. Y aunque siempre quedan la esperanza y el ferviente deseo de que todo cambie y se logren los objetivos, no por ello hay que mirar al costado, sin admitir que muchas cosas se hicieron mal", advierte.

El debate entró en "stand-by". "Cuando termine esto se meten en una pieza y se dicen todo lo que tienen para decirse", le habría pedido Grondona a Maradona para poner paños fríos a la pelea con Bilardo, quien ya declaró sus intenciones de presidir la AFA y volver a ser técnico como en 1986, cuando llevó a la Argentina a su segundo campeonato mundial.

La pesadilla de quedar afuera de un Mundial por primera vez en 40 años ronda los sueños de muchos.
¿Qué te pareció la nota?
No me gustó0/10
Opiniones (0)
5 de Diciembre de 2016|09:32
1
ERROR
5 de Diciembre de 2016|09:32
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016