¿Quién fue Ceferino Namuncurá?

Hoy, Ceferino Namuncurá se convertirá en el primer indígena argentino en ser beatificado. Sin embargo, ¿quién fue este mapuche al que se le atribuyen milagros?

Ceferino Namuncurá nació el 26 de agosto de 1886 en las tierras donde hoy se encuentra la localidad rionegrina de Chimpay.

Su madre, Rosario Burgos, tenía 29 años en aquel momento, mientras que su padre Manuel Namuncurá, era cacique entre los mapuches e hijo también de otro cacique, el emblemático Calfulcurá.

Ceferino fue bautizado a los dos años, el 24 de diciembre, por el sacerdote misionero Domingo Milanesio.

A los once años fue llevado a estudiar al colegio militar de la Nación, aunque durante su travesía por Buenos Aires no se sintió bien y pidió a su padre cambiar de escuela.

Entonces, el niño mapuche fue llevado al Colegio Salesiano Pío IX, en el barrio porteño de Almagro, donde tomó la comunión por primera vez en 1898.

En sus años de estadía en Buenos Aires, Ceferino se enfermó de tuberculosis, razón por la cual se trasladó hasta Viedma, donde conoció al enfermero Artémides Zatti, quien hoy es beato. 

El médico Gervasio Garrone, fundador del hospital San José y director del primer centro asistencial de la Patagonia, lo tuvo bajo su responsabilidad y cuidado.

Un año más tarde fue enviado a Roma, Italia, junto con monseñor Juan Cagliero, también de la orden de los salesianos.

Allí fue recibido por el Papa Pío IX y permaneció estudiando en el colegio salesiano de Frascatti, de la localidad de Villa Sora.

El médico que trataba su afección, que empeoraba notablemente con el paso de los dias, lo llevó con el médico personal del Papa, quien lo atendió e internó en el hospital Fatte Bene Fratelli, donde murió el 11 de mayo de 1905, cuand tenía 18 años.

El milagro de Ceferino

En el año 2000 Valeria Herrera de la provincia de Córdoba, que actualmente tiene 31 años, pidió intensamente en la noche de un viernes la intercesión de Ceferino ante Dios para salvarle del cáncer y al lunes siguiente ya estaba curada, hecho que no pudo ser explicado por la ciencia.

"Esa noche -tras enterarse de su enfermedad- mientras lloraba con desesperanza, encontré junto a mi cama una revista con la historia de Ceferino, leí que era indio, mientras yo había trabajado entre los indígenas en el norte de mi país y en África", apuntó.

"Sentí una fuerte identificación y decidí pedirle que me curara", contó Valeria tras arribar al pueblo donde mañana se realizará la beatificación.

"Tenía escasa posibilidad de cura, según los médicos. Era viernes y el lunes debía presentarme en un hospital para iniciar un urgente tratamiento. En ese fin de semana recé y le pedí a Ceferino, a quien siempre admiraba desde chica por su rostro de paz", recordó.

Agregó que el lunes, cuando regresó al hospital, "ya no había rastro de los tumores".

Las declaraciones de Herrera se produjeron en Chimpay, situado en la provincia argentina de Río Negro, donde este domingo se realizará la beatificación del indígena, en la que se espera la asistencia de más de 150 mil personas.

Al momento de producirse el milagro, Valeria estaba recién casada con Joseph, nacido en Costa de Marfil y a quien conoció en una misión católica.

La joven, que en ese momento tenía 24 años, se enteró de su enfermedad luego de haber tenido un aborto, pero luego de su curación tuvo tres hijos.

"Estar ahora en Chimpay es como venir a conocer personalmente a un amigo que conozco hace mucho por correspondencia", destacó la mujer, quien dijo sentirse portadora de un mensaje de fe y esperanza.
¿Qué te pareció la nota?
No me gustó4/10
Opiniones (0)
5 de Diciembre de 2016|11:31
1
ERROR
5 de Diciembre de 2016|11:31
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016