La bolsa de Tokio se derrumbó a su mínimo valor en dos meses

La bolsa de Tokio cayó hoy a su mínimo valor en los últimos dos meses debido a tres factores: las fuertes bajas vividas de madrugada en Nueva York, la cada vez mayor debilidad del dólar y la escalada de los precios del crudo.

El índice Nikkei, el principal selectivo del mercado bursátil nipón, perdió hoy un 2,02 por ciento al caer 325,11 puntos, y se situó en los 15.771,57 enteros, mientras que el TOPIX, el indicador que reúne a todos los valores de la primera sección, retrocedió un 2,55 por ciento o 39,75 puntos, para cerrar en las 1.516,94 unidades.

El epicentro del terremoto que sacudió hoy la bolsa tokiota se encuentra en Estados Unidos, en la ralentización que está experimentando la primera economía del mundo y que se refleja en la contracción de su mercado inmobiliario y en los descalabros de sus mayores entidades financieras.

Así, el riesgo de una recesión en Estados Unidos está provocando que se enfríe su apetito importador, lo que afecta directamente a Japón, uno de sus mayores proveedores, y en especial a sus mayores conglomerados empresariales.

Además, las incertidumbres económicas están teniendo su reflejo en el tipo de cambio y hoy el billete verde se cambiaba en el mercado de divisas de Tokio en torno a los 112 yenes.

El petróleo, por su parte, tampoco ayuda a un país totalmente dependiente del exterior en materia energética.

No obstante, el estratega de Mizuho Investors Securities Masatoshi Sato señaló hoy a la agencia local Kyodo que "los inversores no sintieron el pánico de mediados de agosto, pero que las caídas alarmaron a muchos y optaron por vender".

Además, Sato añadió que "no se sabe cuándo se recuperaran los mercados".

A todo esto se ha de añadir la publicación hoy de los pedidos de maquinaria industrial, que cayeron en septiembre un 7,6 por ciento, una contracción mucho mayor de los que había estimado el mercado.

En la primera sección, 1.565 empresas acabaron en números rojos, frente a las 128 que avanzaron y a los 25 que concluyeron sin cambios.

De los 33 sectores que componen el mercado, tan sólo acabaron con avances las papeleras, mientras que las pérdidas estuvieron lideradas por las petroleras, las exportadoras, las inmobiliarias y los mayoristas.

El fabricante de automóviles Toyota cayó más de un 4 por ciento para cerrar en los 6.170 yenes, lo que le convirtió en el título más negociado en términos de valor de la jornada, mientras que la empresa Sony se dejó un 2 por ciento y terminó en los 5.390 yenes.

Un total de 2.454 millones de acciones cambiaron de manos hoy en el parqué de Tokio, frente a los 2.046 millones de títulos negociados ayer.
Opiniones (0)
19 de agosto de 2017 | 17:11
1
ERROR
19 de agosto de 2017 | 17:11
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial
    15 de Agosto de 2017
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial