Llevaban LSD camufladas en estampillas troqueladas

Gendarmería Nacional secuestró una encomienda que contenía casi 800 dosis del potente alucinógeno conocido como LSD y detuvo a una joven que se aprestaba a retirar la mercancía. El procedimiento se concretó en las oficinas del Correo Argentino de El Bolsón, provincia de Río Negro, minutos antes de que cierre, durante el anochecer del miércoles pasado.

Al frente del operativo, que coincidió en día y horario con la multitudinaria marcha que se realizaba por la avenida San Martín para pedir mayor seguridad, estuvieron los comandantes Marcelo Torrisi y Darío Pellerano. Al parecer, los investigadores del Escuadrón 35° venían siguiendo desde hace meses los pasos de una organización que introducía los estupefacientes en el circuito nocturno de El Bolsón y de otras ciudades de la Patagonia.

En concreto, el paquete incautado, que había sido despachado desde Buenos Aires, contenía dos plantillas con 799 estampillas troqueladas, disimuladas apenas con un papel blanco dentro de un sobre, donde estaban las dosis de la dietilamida de ácido lisérgico (LSD), catalogada por los expertos como una droga que lleva a alterar los estados de conciencia y que está calificada como una de sustancias psicodélicas más conocidas y potentes.

A valores del mercado regional, cada estampilla ronda los $ 80, por cuanto lo incautado sobrepasa una cotización de $60.000. Otro dato curioso que llamó la atención de los uniformados es que en su formato, los sellos muestran a todo color a un hombre desnudo transitando en bicicleta frente a un cerro de cumbres nevadas y donde también están dibujados el sol y la luna. En el anverso hay escrituras en árabe.

Una veinteañera que reside desde hace tiempo en Las Golondrinas, un barrio de Lago Puelo, quedó vinculada a la investigación tras ser sorprendida cuando iba a retirar la encomienda.

La mujer fue trasladada a la sede de la fuerza de seguridad, ubicada en el acceso sur, donde se la notificó de la causa y fue puesta a disposición del Juzgado Federal de San Carlos de Bariloche, a cargo de Leonidas Moldes, quien la dejó en libertad y sin precisar la fecha en que la indagará.

Al momento de su detención la joven se mostró sorprendida y dijo desconocer el contenido ilícito del paquete que había ido a buscar al correo.

Más dosis de LSD también fueron encontradas por la policía local unos meses atrás, en poder de un remisero alcoholizado que intentó huir hacia cerro Amigo y que a la vuelta chocó a un patrullero que interceptó su camino.
Fuente Diario Río Negro
 
 
Opiniones (0)
16 de diciembre de 2017 | 17:48
1
ERROR
16 de diciembre de 2017 | 17:48
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho