Crece el debate en Chile por la sexualidad de Gabriela Mistral

Entre sus cartas, hay decenas de misivas de amor a su secretaria, amiga y albacea Doris Dana, a quien le llevaba muchos años. Las cartas fueron escritas entre 1948 y 1956. Estaban guardadas en cajas que fueron donadas por una sobrina de Dana.

El debate sobre la sexualidad de la poeta chilena y Premio Nobel de Literatura 1945, Gabriela Mistral, cobró renovado vigor en Chile tras la publicación de cartas intercambiadas con su amiga y albacea, la estadunidense Doris Dana.

Las cartas, que reflejan un intenso amor de Mistral hacia Dana, fueron develadas por el conservador de la Dirección Nacional de Bibliotecas de Chile, Pedro Pablo Zegers, en su libro "Niña Errante", y reactivaron un tema que permanecía soterrado.

Las misivas, escritas entre 1948 y 1956, estaban guardadas en 168 cajas con poemas inéditos, manuscritos, fotos y otros documentos donados a Chile por Doris Atkinson, sobrina de Dana, cuando ésta murió en 2006, 49 años después del fallecimiento de Mistral.

Dana, descrita por quienes la conocieron como una mujer muy hermosa, conoció a la poeta chilena en 1946 e inmediatamente se convirtió en su secretaria y luego, tras la muerte en 1957 de la ex cónsul chilena en México, en su albacea.

"Tú no me conoces todavía bien, mi amor. Tú ignoras la profundidad de mi vínculo contigo. Dame tiempo, dámelo, para hacerte un poco feliz. Tenme paciencia, espera a ver y a oír lo que tú eres para mí", le escribió en abril de 1949 Mistral a Dana, 30 años más joven.

En otra de las más de 10 mil cartas que intercambió con diversas personalidades ligadas al arte, la cultura y la política, la Premio Nobel dijo a Dana: "Yo me pongo en el viento y en la lluvia tierna, para que éstos, viento y lluvia, puedan abrazarte y besarte para mí".

"Tú nunca habrías hecho lo que yo hice por tenerte. Pero eso no fue hecho por otra cosa, fue un amor violento de alma y cuerpo", escribió la otrora humilde maestra de escuela nacida en 1889 en la pequeña ciudad de Vicuña, en el centro-norte del país.

Zegers, editor del epistolario, afirmó que evitó "ex profeso" calificar de homosexual la relación de ambas mujeres "para respetar la intimidad", aunque reconoció que los lectores "harán su propia interpretación".

En una entrevista concedida en 2002 a la revista Sábado del diario chileno El Mercurio, Dana negó ser homosexual y afirmó desconocer si Mistral había tenido relaciones homosexuales en su juventud.

"Si ella tuvo, tal vez en su juventud, experiencias homosexuales, puede ser, yo no sé. Sí puedo afirmar que nunca le conocí esas conductas de adulta. En mi vida con ella, ella no tuvo vida sexual", dijo.

Añadió que "yo tampoco soy homosexual. Ella me quiso mucho y yo a ella también. Yo hubiera hecho cualquier cosa por ayudarla, pero era como mi mamá".

El presidente de la Fundación Premio Nobel Gabriela Mistral, el poeta Jaime Quezada, señaló que el sentimiento amoroso de Mistral es "un amor pleno, una amistad mayúscula".

Indicó que la obra "ayudará a desmoronar algunos mitos y fábulas, sobre todo en un país donde la leyenda nunca dejó en paz a Gabriela. Mistral queda en su sitio, como quien supo amar a alguien más, sea un hombre o una mujer".

Por su lado, el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual indicó que "el contenido de las misivas revela, por donde se mire, el amor entre dos mujeres y ello lejos de ser censurable, polémico o repudiable, es una hermosa realidad". (Fuente: Notimex)
 
Opiniones (0)
9 de Diciembre de 2016|20:51
1
ERROR
9 de Diciembre de 2016|20:51
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic