Deportes

Brasil recuperó su lugar en lo más alto del vóley mundial

En plena remodelación del equipo y con algunas bajas, la "verdeamarelha" recuperó en Serbia el título de la Liga Mundial, que conquistó en cinco ocasiones, de 2003 a 2007.

Brasil vuelve por sus fueros de gran campeón y lo hace once meses después de haber sido casi desahuciado por todos, tras haber perdido la competición del año pasado y la final de los Juegos Olímpicos de Pekín y tener que acometer una obligada reestructuración por cambio generacional.

"Teníamos mucha presión", dijo el entrenador Bernardo Rezende a EFE, "venimos de una etapa en la que estábamos en lo más alto del voleibol mundial y la gente no entiende que tenemos que comenzar el trabajo casi de nuevo".

Pese a ganar el título el técnico brasileño se mostró cauteloso. "Hemos ganado y estoy muy satisfecho, pero cometemos demasiados fallos en los partidos. Tenemos que controlar mucho más nuestros errores si de verdad queremos ser competitivos. El Brasil de antes, el que lo ganaba casi todo, no volverá", subrayó.

Independientemente de que Brasil vuelva o no abrir una etapa de dominio en el concierto del voleibol mundial, ha dejado claro que hay que seguir contando con su fantasía, con su imaginación, con su manera de superar los problemas que le proponen selecciones con mayor físico y músculo.

Serbia, por segundo año consecutivo, se quedó a las puertas del éxito, mientras que Rusia ocupó la tercera plaza y volvió a decepcionar a todos porque siempre se espera más de ellos. Es una selección sin corazón, sin alma, justo todo lo contrario que Brasil.

Cuba ha sido una de las grandes sorpresas de la fase final de la competición por la irrupción de sus jóvenes jugadores. Wilfredo León ha sido capaz de codearse con las estrellas consagradas pese a que tiene quince años (el próximo 31 de julio cumplirá los dieciséis).

Hasta tal punto ha sido destacada su actuación, que recibió el premio de mejor sacador del torneo.

Argentina también presentó sus credenciales en la elite, con un equipo renovado y, como es lógico, falto de experiencia. Como en el caso de Cuba, habrá que esperar a ver su evolución en los próximos años, pero apuntan buenas maneras.

En cuanto a Estados Unidos, poco que decir, los estadounidenses suelen flojear en el año pos-olímpico y poco les importa que sus resultados no sean todo lo buenos que deberían ser. El campeón de la Liga Mundial de 2008 y campeón olímpico, saldó su participación en la capital serbia con dos merecidas derrotas.
Opiniones (0)
9 de Diciembre de 2016|00:50
1
ERROR
9 de Diciembre de 2016|00:50
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic