Deportes

Ansioso por jugar, Lionel Messi se acorta las vacaciones

Messi, de 22 años, vivió la pasada temporada su mejor año. Jugó a un nivel espléndido, conquistó el triplete con el Barcelona y reafirmó su condición de "crack" mundial.

Ansioso por jugar, el argentino Lionel Lessi renunció a su última semana de vacaciones y regresó hoy al trabajo con el Barcelona para lograr su puesta a punto cuanto antes.

El club dio permiso a Messi hasta el 27 de julio junto a otros futbolistas como Carlos Puyol, Andrés Iniesta, Xavi, Daniel Alves o Gerard Piqué. Pero sorprendentemente el máximo "crack" azulgrana adelantó su regreso a España para comenzar el duro trabajo de pretemporada.

"Ya quiere entrenarse y por mí va perfecto. Mejor que esté aquí y no más lejos", dijo hoy su técnico, Josep Guardiola, con evidente gesto de satisfacción.

Messi, de 22 años, vivió la pasada temporada su mejor año. Jugó a un nivel espléndido, conquistó el triplete con el Barcelona (Liga española, Copa del Rey y Liga de Campeones) y reafirmó su condición de "crack" mundial.

Tanto es así que en estos momentos es el indiscutible favorito para llevarse el Balón de Oro de 2009, galardón que acredita al mejor futbolista del mundo.

Buena parte de culpa de su gran temporada la tuvo su excelente condición física. Durante su carrera, Messi sufrió múltiples lesiones musculares que obligaron a los médicos del Barcelona a establecer un "plan de choque", el diseño de un programa físico para evitar recaídas.

Y el plan fue todo un éxito, pues Messi disputó 50 partidos oficiales y marcó 38 tantos, sin acumular ninguna lesión. Nunca había jugado tanto y marcado tantos goles. Si acaso, Guardiola le reservó en algunos partidos, incluso para disgusto del futbolista.

Messi dispuso de algo más de un mes de vacaciones y parece que echa de menos el disfrute de su profesión, por más que en una pretemporada se sufra más que se goce.

La decisión de su regreso sorprendió incluso a su propio club, que tenía programada su vuelta para el 27 de julio. Ahora los médicos deberán corregir los planes iniciuales para rediseñar la preparación del astro argentino, quien tiene previsto viajar a Londres para estar en el comienzo de la pretemporada del equipo.

"La figura de Leo tirando del carro desde el primer día es un ejemplo impagable. Tampoco escapa a nadie que el esfuerzo de Messi es un mensaje inequívoco para todos aquellos que esperan que la 'falta de hambre' se apodere de un bloque que lo ganó todo hace unos meses", explica hoy el diario "Sport".

A ello pareció referirse hoy Guardiola cuando dijo: "Nuestra responsabilidad es generar deseo en los jugadores". Por lo pronto, el deseo en Messi es innegable.
En Imágenes