Santander gana más en Iberoamérica que en el resto del mundo

Hasta septiembre el principal banco de la región incrementó sus ganancias un 13,6%.
Pero la crisis que estalló este verano en el sector de las hipotecas de alto riesgo en Estados Unidos elevó la volatilidad de los mercados globales y causó una corrección del precio de los activos de alto riesgo.

Las filiales iberoamericanas del Grupo Santander lograron un beneficio neto atribuido de 2.044 millones de euros (unos 2.920 millones de dólares) hasta septiembre, un incremento interanual del 13,6 %.

Esa cifra supone el 31% del beneficio global obtenido por el grupo en este periodo, que fue de 6.572 millones de euros (9.380 millones de dólares).

La primera entidad financiera española informó hoy a la Comisión Nacional del Mercado de Valores que este resultado, que hubiera mejorado el 19,1% sin el efecto del tipo de cambio, refleja el dinamismo del negocio, especialmente gracias al área de banca comercial, su principal motor.

Según el grupo Santander, la crisis que estalló este verano en el sector de las hipotecas de alto riesgo en Estados Unidos elevó la volatilidad de los mercados globales y causó una corrección del precio de los activos de alto riesgo.

Al principio esta corrección se tradujo en una rebaja del precio de los activos en los mercados emergentes, aunque luego se estabilizaron por la intervención de las autoridades económicas a ambos lados del Atlántico.

En la actualidad, los mercados iberoamericanos se han recuperado "significativamente", en algunos casos incluso están ya en niveles similares a los que tenían antes de las turbulencias financieras, gracias a los "sólidos fundamentos" macroeconómicos de las principales economías de la región, que crecen de media en torno al 5%, explicó la entidad.

Los créditos a clientes se situaron en 64.346 millones de euros, lo que representó un incremento del 14,1% en términos interanuales, mientras que los depósitos de clientes sumaban 76.825 millones -el 5,9% más-, con lo que el total de recursos gestionados ascendía a 151.252 millones tras elevarse el 13,4%.

La morosidad registrada por el Grupo en la región empeoró un poco en términos interanuales, ya que se situó en el 1,77% frente al 1,65%, con una cobertura para posibles insolvencias del 139,16%, también peor que el 166,55% que tenía un año antes.

En cuanto a los principales márgenes de negocio, el de intermediación -diferencia entre ingresos por créditos y gastos por depósitos mas dividendos- creció en este periodo el 24,8% interanual y se situó en 4.846 millones de euros.

El margen ordinario, por su parte, ascendió a 7.822 millones de euros tras elevarse el 23,1 %, impulsado por el repunte del 68,2 % de la actividad de seguros y el incremento del 19,5 % experimentado por las comisiones ingresadas por la venta y gestión de productos.

Los costes crecieron el 9,5 % debido al incremento del 9,5% de los gastos de personal y al repunte del 8,7% que registraron el resto de gastos generales de administración, lo que, combinado con los ingresos, condujo a una ratio de eficiencia del 41,35%, mejor que el 46,35% registrado a cierre de septiembre de 2006.

Con todos estos datos, el margen de explotación -el que mejor traduce la evolución del negocio puro bancario-, se situó en 4.393 millones de euros tras crecer el 34,5 %.

Brasil, con un beneficio neto de 699 millones de euros -16,7% más- fue de nuevo el país que más aportó al beneficio trimestral del área, seguido de México, donde el Santander ganó 508 millones -el 29,6% más-, y de Chile, con un beneficio neto de 429 millones, que representó un incremento interanual del 19%.

Después se situó Venezuela, con un beneficio de 131 millones y un incremento del 10,5%, seguida de Argentina, cuya ganancia neta ascendió a 129 millones tras crecer el 15,5%, y de Colombia, que aportó 17 millones de euros al beneficio del área, cantidad que supuso un retroceso del 23,1% con respecto a lo que ganó el grupo en ese país un año antes.

El Santander también vio retroceder sus beneficios en este periodo en Puerto Rico, donde ganó 6 millones netos, un 72,5% menos, mientras que en el resto de los países donde opera obtuvo sólo 3 millones netos, que representaron un contundente recorte del 95,7%.

Por último, Santander Private Banking obtuvo 123 millones de euros, lo que implica un aumento porcentual del 14,2 % con respecto a un año antes.

A cierre de marzo, la red de oficinas que tiene el grupo Santander en Iberoamérica se situaba en 4.573, 331 más que en marzo de 2006, mientras que su plantilla -entre empleados directos e indirectos- había aumentado en 6.229 personas, hasta los 71.592 empleados.
Opiniones (0)
23 de octubre de 2017 | 20:53
1
ERROR
23 de octubre de 2017 | 20:53
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Elecciones legislativas 2017
    23 de Octubre de 2017
    Elecciones legislativas 2017
    Wildlife Photographer of the Year 2017
    18 de Octubre de 2017
    Wildlife Photographer of the Year 2017