Facebook: soledades adictivas y encuentros inesperados

Palo a palo. Muro a muro. Martillando teclas con los dedos pesados. Estamos en Facebook, y aquí, la vida se desdobla. Somos muchos más que dos. La noche está pariendo el día. Existe un cielo y un estado de coma. Estamos en Facebook y aquí la soledad es líquida, adictiva, por momentos, desesperante. Me faltan 999.918 amigos para llegar al millón de Roberto Carlos.

Desde hace un par de meses vivo ahí, también, para contarlo. Es una rica miel, engañosa, que sabe empalagar. En la red social más grande del mundo el que quiere es amigo, y el que no… no contesta. Interesante modo de elección para hacerse el boludo. ¡Guauu…cuántos amigos tiene ese pibe! 874… ¿Cómo hace? ¿Cómo los junta?, ¡Impresionante! 28 álbumes de fotos, 234 enlaces por semana, chatea con 25 personas a la vez, y con algunos en diferentes idiomas. Es el ídolo “star-system” de facebook. El flaco no le hace asco a nada. Acopia minas: ricas, horribles, gordas, flacas, atractivas, jóvenes, cuarentonas, depresivas, todas amigas. También chabones raros, pocos normales, muchos con otra identidad, sin foto pero con nombre, buzos, políticos, músicos, hermafroditas y un cura, sólo uno. Es fan de 48 bandas de música, y de 200 sitios de boludeces varias. Pagaría por leer sus “muro a muro”. De allí, tal vez, podría editarse hasta un broli.

Estamos en facebook, y aquí la soledad es líquida, adictiva, por momentos, desesperante. Me faltan 999.918 amigos para llegar al millón de Roberto Carlos. Repito, no puedo ni quiero tener un millón de amigos. Con los tres o cuatro que veo en vivo y en directo un par de veces a la semana, bastan para la intimidad más preciada. En la red, nos conectamos con quienes vimos y no vemos más, tal vez, jamás en lo que resta del segundo tiempo de la vida. Es como andar por la calle y pasarse direcciones con los conocidos. Ok. Hay un intercambio, en general, laxo. Pero la acumulación no hace a la calidad, y de eso, a veces, no se vuelve. Estar es facebook es estar en el mundo real, de verdad. La realidad es pura ficción, ideología; facebook es el “todo caótico” de Marx,  aunque organizado. “La única verdad es la virtualidad” diría un Perón modelo 2009.  En fin, lo irreal es nuestra vida cotidiana, inaprensible, gaseosa, en estado de coma.

Hay excepciones. Inesperadamente, pulsamos una tecla tras otra, y aparece una mujer… “esa mujer”. Con ella, hace 18 años nos despedimos cuerpo a cuerpo, cara a cara, un domingo de verano con 42º, a las 13 hs. en el aeropuerto del Cairo, para regresar a mi pago en Aeroflot, la nave más demorona del mundo, donde marineros rusos y bailarines del Bolshoi me cambiaban vodkas por maradonas. Pero retornemos a “esa mujer”. Monique es holandesa, de otro país y otro mundo, habla otros idiomas, tiene otra cara,  varios años más, 2 hijas, un esposo, y una fuerte historia de vida. Reclamamos cariño y nos lo prodigamos a lo facebook. “Baci”, “beso”. Así de fácil. Así de corto. Así de emocionante.

“La mujer” me parla en tano. Reside hace tres años en Italia, en un pueblito de 3500 habitantes llamado San Ginesio, en la región de Le Marche. No recuerda un corno el español que le enseñé hace 18 años leyéndole “relatos de un náufrago” o viendo en el cine “gringo viejo”. Yo no parlo italiano, pero cazo algo, alguito. Robo en los idiomas, como todo argentino que alguna vez huyó al exterior. “¿Ma que faciamos alora?” Verso, verso, puro verso. Nos mandamos fotos del mesozoico. Ufff… ¡Muy fuerte!, cross de derecha y rodillazo en la jeta. Caigo al piso y no me levanto. Han pasado 18 años. ¡Facebook, maldito! Has logrado movilizarme, mal. Paquete de fasos, termo y facebook. Chat  a las 7 de la matina. Ella está…conmigo. Música de fondo: Morcheeba, y más aún, lo último de Iggy Pop, cantando en francés, “Preliminaires”. Afuera, bajo un manto de neblina, los cuatro patos que me quedan salen en fila india del gallinero hacia el estanque, su escuela de verano eterna. La noche está pariendo el día.

-Hola!!!

-Ciao!!!

-¿Cómo estás?

-Benne, adesso benne.

-¿Tu esposo?

-¿Che e esposo?

-Marido, pareja

-No capisco

-Ti amo

-Anche io

-Chau, chau

-Bacci, Bacci

Monique me cuenta que su hijo mayor murió hace tres años, que está destrozada, que sus hijas Sarah y Eva son su compañía. No puedo abrazarla, no puedo hacer nada. Estamos en facebook. La lloro y no me ve, llora y no la veo, la siento…estamos facebook.

-Ciao bello!

-Hola nena

-Ciao amore. Non poso abandonarti della mia testa. Ci penso sempre. Io poso venire ma non so si va bene a noi, alle nastre famiglie. Ho 'carte blanche' ¿ma che ne pensi?

Entiendo a medias y me voy al traductor de google. Transcribe, sin mucho sentido, pero me saca del pozo. Algo raro está pasando. Me doy cuenta que quiere venir a visitarme. Una lisa y llana locura. ¿No estábamos en facebook? me pregunto, azorado. Le envío un enlace de un clip de fito, “giros”, ella entenderá el código de época. Existe un cielo y un estado de coma. Suena un bandoneón. Otro tipo. Soy yo, queriendo ser otro.

-Sono tanto felice!!!!

Bacioni…

Opiniones (4)
19 de septiembre de 2017 | 17:09
5
ERROR
19 de septiembre de 2017 | 17:09
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Me paso... Me encontre con un novio de los 10 años.. obvio q no habia codigos de por medio ni mucho q recordar pero la nostalgia igual pudo...Hasta logro colarse en mas de un sueño mio.. y si, es asi, esta bueno poder reencontrerse con una persona desp de tanto tiempo, aunq ese reencuentro sea solo virtual.. a traves de facebook o de lo que sea.. Buenisima la nota Marcelo...
    4
  2. me pregunto si aquellos q tienen en su haber muuchos amigos..mas de 300.. wow.. tuvieron su Nochecita triste y alguno/a de toda esa cantidad apabullante de hermanos/as feisbukianas de la vida, estuvo allí para compartir ese vinito, ese puchito.. y medirle las lágrimas .. face to face
    3
  3. bella y conmovedora
    facebook mediante, conmueve. la soledad está en todas partes.
    2
  4. Es lo que comparte la multitud despues de todo, la soledad el anonimato y el contagio de emociones... Si, obvio que no son "amigos", solo se trata de algo divertido, yo lo uso para conocer gente con temas relacionados a lo que me gusta, nos pasamos paginas fotos del tema y etc, y muchos test jeje Que bella nota, me alegro de tu ecuentro
    1
En Imágenes