Bariloche: aislarían a estudiantes con síntomas de gripe A

La cuarentena duraría hasta que esté el diagnóstico real. El grupo deberá permanecer dentro del lugar de hospedaje.

Durante el día de ayer funcionarios de Turismo, Salud y Defensa Civil analizaron los pasos a seguir para prevenir la gripe A. El hospital local tiene ya dos equipos especiales que permiten medir la temperatura de las personas, pero aún no está designado el personal para operarlo. La ministra de Salud Cristina Uría destacó que lo prioritario es poner en funcionamiento los scanners prometidos para el aeropuerto y la policía caminera. Ni el equipo provisto por Nación ni el cedido por Invap están en funcionamiento aún por las desinteligencias surgidas en torno al personal que se hará cargo de su operación y del control de los pasajeros.

El aparato de Invap fue usado durante el verano por el SPLIF para detectar focos de incendios y está siendo reprogramado para medir la temperatura corporal de los visitantes. El scanner enviado por Nación está en el hospital local. Uría reconoció que "hubo algunas cuestiones de desacuerdos" con la Nación que fueron subsanadas por el ministerio de Salud con la asignación de "horas extras y guardias" para que el personal del hospital "pueda estar allí en forma continua" y estimó que ambos equipos comenzaran a funcionar esta semana.

La ministra aclaró que los casos que se detecten deberán someterse a los estudios de rigor y permanecer en cuarentena dentro de la ciudad hasta que se tenga la confirmación del diagnóstico, a través de los análisis que realiza el Instituto Malbrán.

El aislamiento se pondría en práctica dentro del hotel o establecimiento contratado para alojar al grupo, donde los afectados recibirían el tratamiento preventivo y el seguimiento epidemiológico de Salud.

Durante una reunión informal sostenida ayer el intendente Marcelo Cascón, el ministro de Turismo, Omar Contreras, y Uría coincidieron en que el mayor inconveniente pasa por la carencia de espacios para mantener a un grupo aislado si se detecta uno o más pasajeros con síntomas sospechosos de la enfermedad en alguno de los contingentes estudiantiles que lleguen a la ciudad.

Otro problema que desvela a las autoridades locales y provinciales es la dificultad para distinguir la incidencia real de la influenza A de la gripe común entre los egresados, un grupo humano muy expuesto a las enfermedades respiratorias por los patrones de trasgresión con que se rige.

Contreras insistió en la necesidad de imponer un "protocolo bastante estricto" para garantizar el normal desarrollo de la actividad dentro del segmento estudiantil. Entre las alternativas de prevención se barajó la propuesta de Salud de pedir a las operadoras del sector que hagan un control médico previo al viaje a todos los egresados.

Fuente Diario Río Negro.
Opiniones (0)
25 de septiembre de 2017 | 20:48
1
ERROR
25 de septiembre de 2017 | 20:48
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
    20 de Septiembre de 2017
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'