Deportes

Estudiantes goleó a Independiente y prolongó su racha

Con goles de Juan Manuel Salgueiro, Federico Fernández, Diego Galván, Maxi Núñez y Valencia la escuadra Pincharrata apabulló por 5 a 1 a Independiente.

Estudiantes de La Plata no tuvo que exigirse demasiado ni exponer a sus titulares, que están concentrados en la Copa Libertadores, para golear por 5 a 1 a un Independiente que se cae a pedazos con Américo Gallego en el banco.

Así, mientras el técnico Alejandro Sabella extendió a 14 sus partidos invicto al frente del "pincharrata" (entre torneo Clausura y Libertadores), el "Tolo" registró hoy lo último que le faltaba en su fresco regreso al club; perder de local (aunque sea en cancha de Huracán).

Los méritos de Estudiantes hubo que buscarlos en la practicidad de su juego, pero también en los mil y un errores del conjunto de Avellaneda, con el que su técnico no colabora para nada realizando multitudinarias variantes en su formación de una fecha a la otra.

Por ejemplo en esta jornada Gallego ensayó nada menos que siete cambios respecto de la anterior, en la que había perdido 2 a 0 en Mendoza con Godoy Cruz, pero le fue infinitamente peor.

Y el entrenador ya empezó a reconocer sus errores cuando apenas iban 20 minutos del primer tiempo y su equipo perdía por 1 a 0 con un gol de cabeza del uruguayo Juan Manuel Salgueiro.

Gallego advirtió que la inclusión de un lateral como Ricardo Moreira en le mitad de la cancha no era justamente un acierto y ahí mismo decidió reemplazarlo por un delantero como Darío Gandín.

Esto, que puso en evidencia que también el entrenador perdió la brújula, está confundido y no sabe muy bien lo que quiere ni hacia donde apuntar, además fue nocivo para el "rojo".

Es que Independiente perdió la poca marca que ya tenía en el medio campo y esa zona se hizo de tránsito ligero para un Estudiantes que realizó la misma cantidad de variantes que los dueños de casa, pero en este caso incluyendo algunos juveniles vírgenes de primera división, como el caso del volante Roberto Birge.

Por eso la sucesión de llegadas sobre la valla de Fabián Assmann no iban a tardar en llegar, y máxime si Independiente ni siquiera acertaba al marcar ni en lanzamientos frontales de jugadas de pelota parada.

Así, por ejemplo, llegó la segunda conquista, mediante otro cabezazo, en este caso de Federico Fernández, que ya le había marcado por la misma vía a Lanús. Algo llamativo para este defensor con tan pocos minutos en primera.

Y la segunda etapa ya pintó desde el arranque para la debacle del "rojo", porque no se había llegado al minuto de juego cuando Diego Galván empalmó de derecha un centro lanzado por Raúl Iberbia desde la izquierda y puso el 3 a 0.

Y sin dejar respirar a los jugadores de Independiente fue el enganche Maximiliano Núñez el que anotó el cuarto, para alegría de la esta vez no muy numerosa parcialidad albirroja, que cumplía con su compromiso local sin arriesgar nada y con máximo de ganancia.

Para Independiente todo estuvo demasiado claro cuando faltaba muchísimo para el final. Si ni el gol postrero de Daniel Montenegro se tuvo en cuenta. Y encima sobre la hora el colombiano Carlos Valencia se dio también el gusto de anotar en su presentación.

Aunque como dijo Gallego en la semana, el único final que están deseando tanto él como sus dirigidos es el del campeonato.

Pero si siguen así, las cinco fechas que faltan pueden resultarle un verdadero calvario. Porque la hinchada del "diablo" está que arde.
En Imágenes