Deportes

Detuvieron a un barrabrava de Boca vinculado al tiroteo en Parque Lezama

Richard William Laluz Fernández, alias "Uruguayo" y jefe de la parte disidente de la barrabrava de Boca Juniors, fue detenido esta madrugada en la localidad bonaerense de José León Suárez.

Estuvo más de cinco años prófugo de la Justicia, que lo vincula con el enfrentamiento a balazos entre facciones "xeneizes" en Parque Lezama y el asesinato del hincha de River Gonzalo Acro. También era buscado por la justicia federal en una causa por robo del año 2004.

Laluz Fernández tenía pedido de captura por robo desde 2004 y fue detenido por efectivos de la comisaría 4ta de San Martín y agentes de la Unidad de Investigación Antiterrorista de la Policía Federal.

En el momento en que fue aprehendido, el "Uruguayo" tenía un documento nacional de identidad apócrifo y quedó detenido e incomunicado a la espera de la decisión del Juzgado de Instrucción número 49, que lleva adelante la causa por robo.

El comisario Nievas explicó que "seguramente" la Justicia indagará acerca de los acontecimientos ocurridos el 15 de marzo pasado cuando las facciones lideradas por Mauro Martín y el "Uruguayo" Richard se pelearon a golpes, palazos y tiros, con un herido grave y una señora lastimada en Parque Lezama.

Aquel herido grave fue el propio hermano de Laluz Fernández, Richard José Fernández Rinaldi, quien permaneció internado en la terapia intensiva del hospital Argerich durante algunos días.

Previo a la mencionada batalla de Lezama, se habían producido problemas en la cancha de Huracán, previo al encuentro con Independiente, cuando los barras de Boca se enfrentaron con la Policía.

El conflicto se inició desde la encarcelación del ex jefe de la barrabrava Rafael Di Zeo, cuando Mauro Martín y Richard William Laluz Fernández comenzaron a comandar juntos "La 12" -como se conoce a la barra de Boca- hasta que en julio del 2008 el "Uruguayo" fue expulsado.

A partir de ahí emprendieron una feroz lucha por el poder que tuvo varios capítulos, como tras el debut contra Gimnasia de Jujuy en el Apertura 2008 y en la previa del partido contra Arsenal por la Recopa Sudamericana. En ambas ganó el grupo de Mauro, que para la última batalla sumó gente de Lomas de Zamora.

Ante la imposibilidad de desbancarlo, la estrategia del "Uruguayo" fue sembrar terror en las tribunas y mientras Boca jugaba contra San Lorenzo por el triangular que definía el último Apertura, barras de Richard incendiaron el club Leopardi, propiedad de los Martín, y amenazaron de muerte a la madre de Mauro.

Luego llegó el secuestro del hijo de Laluz Fernández, que anticipó lo que ocurrió el pasado 15 de marzo en un local de comidas rápidas.

Unos días más tarde, y desde el exilio, el "Uruguayo" aseguró en declaraciones radiales que si bien no quiere tener sangre en sus manos, no irá a la justicia y arreglará las cosas mano a mano, revindicando lo que ellos llaman "códigos".

"Nos encontramos a 300 kilómetros, 500 kilómetros y el que queda, queda. No como pasó donde había chicos y esta pobre señora", sostuvo Richard en referencia a la venganza por lo que ocurrió con su hermano.

Por estas horas además, se lo había vinculado al crimen del hincha de River Gonzalo Acro, aunque esta versión no había podido ser confirmada.
En Imágenes
15 fotos de la selección del año de National Geographic
8 de Diciembre de 2016
15 fotos de la selección del año de National Geographic