Deportes

Iniesta confía en jugar la final de Champions

El volante español confía en jugar la final de la Liga de Campeones de Europa el 27 de mayo ante el Manchester pese a la lesión que se produjo el domingo ante el Villarreal.

El español Andrés Iniesta confía en jugar la final de la Liga de Campeones de Europa el 27 de mayo ante el Manchester United pese a la lesión que se produjo el domingo ante el Villarreal.

Según informó hoy el Barcelona, la resonancia magnética realizada al centrocampista español confirmó que "tiene una rotura de dos centímetros en el recto anterior del muslo derecho". Es decir, estará como mínimo dos semanas de ausencia.

Sin embargo, no fueron las peores noticias para un jugador que precisamente hoy cumplió 25 años. Podría haber sido mucho peor.

La dolencia se produjo al final del encuentro jugado el domingo ante el Villarreal, finalizado con empate a tres goles. Iniesta se retiró con los ojos empapados en lágrimas, pensando que se despedía de la temporada, incluyendo la Liga de Campeones.

Las pruebas confirmaron que se trata de rotura, aunque menor de lo pensado. Las previsiones de los médicos hablan de unas tres semanas, pero Iniesta espera acortar los plazos porque está loco por jugar y ahora mismo no se descarta nada. Aunque si llega a la cita de Roma, será por muy poco.

"Lamentablemente (la lesión) fue en la última jugada del partido, en una pelota que intento picar y, supongo, por el estrés y por todo lo que conlleva el final de temporada, me pasa eso. Pero bueno, dentro de lo que cabe no ha sido tan grave, aunque tampoco esperaba que lo fuera", declaró Iniesta a la salida de las pruebas.

El centrocampista del Barcelona cree que "las ganas" que tiene de jugar la final ante el Manchester United "van a marcar muchísimo" su recuperación y añadió que la lesión no se ha producido en el mismo sitio que la última sufrida a principios de temporada.

Entonces estuvo cinco semanas de baja a causa de una rotura en el septum intramuscular del recto anterior del muslo derecho. La lesión actual, según confirmó el propio jugador, "no es en el mismo sitio, sino un poco más abajo", lo cual le hace ser "un poco más optimista".

Lo que nadie podrá remediar será su ausencia para el partido del miércoles, la final de la Copa del Rey ante el Athletic de Bilbao. Además, se perderá las próximas tres jornadas de la Liga española, las últimas del torneo.

Iniesta es actualmente el gran ídolo de la hinchada del Barcelona, que no olvida el dramático gol logrado en Londres el pasado miércoles ante el Chelsea en el tiempo del descuento, que supuso el pase del equipo azulgrana a la final de la Liga de Campeones.

Además, es un hombre muy querido en el vestuario por su excelente carácter. "Si hay un jugador que se merece estar en la final (de la Liga de Campeones) es Andrés. Él marca la diferencia, es un 'crack' y se sacrifica por el equipo. Se merece estar en estos partidos por todo lo que nos ha dado", manifestó hoy Carlos Puyol, el capitán del equipo.

Iniesta fue suplente en 2006 en la última final de Champions que disputó el Barcelona. El centrocampista salió entonces en la segunda mitad del partido, cuando el conjunto azulgrana perdía por 1-0. El equipo español remontó en los segundos 45 minutos y ganó su segunda Copa de Europa al derrotar por 2-1 al Arsenal.
Opiniones (0)
9 de Diciembre de 2016|01:22
1
ERROR
9 de Diciembre de 2016|01:22
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic