Los precios de los productos de marcas líderes aumentaron más que los baratos

Los precios de la canasta básica de alimentos y artículos de higiene de marcas líderes registraron un aumento del 4,62 por ciento en los últimos 20 días, mientras que, por el contrario, la compuesta por los productos más baratos bajaron casi 3 por ciento.

Los datos surgen del relevamiento periódico que realiza la entidad de usuarios y consumidores Adelco, de acuerdo con dos canastas integradas por 22 productos de alimentación y 6 de higiene, una de primeras marcas y la otra compuesta por los artículos más económicos.

Según estas mediciones, en lo que va del año, la canasta de marcas líderes registró un aumento del 30,41 por ciento, contra 28,09 de los productos más baratos encontrados en las góndolas de los supermercados.

Adelco informó que el sondeo fue realizado entre el 26 de setiembre y el 17 de octubre, registrando la canasta de productos más baratos una reducción en ese período del 2,92 por ciento.

En un comunicado, la entidad que encabeza Ana María Luro advirtió que durante este año "quedó claro que la inflación tendía a acelerarse, circunstancia que, en lugar de llamar a la reflexión sobre la eficacia de la estrategia oficial, continuó ascendiendo sin lucha contra las cuetiones de fondo".

Señaló además que "ahora se insiste con anuncios y acuerdos, sobre bajas de precios de algunos productos que siguen en discusión generalizada".

"En 2006 fue un año en el que se ensayaron medidas de todo tipo para frenar expectativas inflacionarias: desde acuerdos y controles de precios, prohibiciones de exportaciones, subsidios de escasa transparencia a productores, comercializadores y prestadores de servicios", sostuvo.

En este marco, Adelco dijo que los consumidores "cuentan con un recurso irresistible para oponer a precios abusivos: la decisión personal de abstenerse de comprar".

"Se trata de un problema macroeconómico, de una consecuencia de la aplicación de una política, deliberada o no, pero que, más tarde o más temprano, produce el deterioro del poder de compra de los ingresos personales, empezando por los más bajos", alertó.

Consideró que "las herramientas apropiadas para combatir la inflación son de índole fiscal y monetaria, y no están al alcance de los consumidores".

"Los consumidores no sólo pueden sino que deben colaborar en el mantenimiento de la racionalidad de los precios, pero en un ambiente en el que el Estado cumpla con su función de fijar pautas creíbles y sostenibles", resumió.
Opiniones (0)
20 de agosto de 2017 | 02:19
1
ERROR
20 de agosto de 2017 | 02:19
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial
    15 de Agosto de 2017
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial