Deportes

El Bayern ve como "una misión imposible" eliminar al Barcelona

El conjunto alemán se medirá con el Barça por los cuartos de final de la Liga de Campeones. "Es casi una misión imposible, pero en el fútbol existen los milagros y las sorpresas", dijo el presidente del Consejo Directivo del club, Karlheinz Rummenigge.

La goleada sufrida ante el Wolfsburgo (5-1) ha minado tanto la moral del Bayern Munich que su director general, Karlheinz Rummenigge, juzgó el duelo de la Champions contra el Barcelona como "casi una misión imposible".

"Es casi una misión imposible, pero por experiencia sabemos que en el fútbol existen los milagros y las sorpresas", dijo Rummenigge.

Para levantar la moral de su escuadra, Rummenigge apeló al milagro alemán en el Mundial de 1954. Los germanos levantaron su primera Copa del Mundo ante Hungría, que les había ganado en la primera fase por 8-3. "En Berna en 1954, en la final, estaba en el campo un equipo al que no le habían hecho cinco sino ocho goles y, sin embargo, salió campeón del mundo", recordó.

En todo caso, es evidente que al Bayern no le llega en buen momento el cruce con el Barça. El golpe encajado ante el Wolfsburgo ha puesto al equipo bajo presión y puede aumentar las inseguridades de los jugadores. El entrenador, Jürgen Klinsmann, acusó a su equipo de falta de actitudo en ese partido. "Los cuatro goles en el segundo tiempo no se debieron a problemas tácticos o a la falta de calidad sino a falta de entrega y de concentración", aseguró el técnico.

Además, la situación personal es difícil. A la baja ya esperada del lesionado Miroslav Klose se ha sumado la del defensa brasileño Lucio, con problemas en los abductores. El belga Van Buyten, que tiene un permiso especial por problemas familiares, ha vuelto a los entrenamientos pero todavía no está claro si va a viajar a Barcelona o no. Klinsmann ha dejado la decisión en manos del defensa que, de viajar, seguramente formaría pareja de centrales con el argentino Martin Demichelis.

Si Van Buyten no viaja, el compañero de Demichelis tendría que ser el brasileño Breno, un jugador de 19 años con muchas perspectivas pero que mostró en el partido contra el Wolfsburgo todo el oficio que todavía le falta para encarar partidos de alto nivel. Por ello, la baja de Lucio es grave y si a ella se suma la de Van Buyten la situación sería todavía peor.

En el ataque la ausencia de Klose es muy sensible. En esta temporada ha estado más acertado que el italiano Luca Toni ante la portería contraria y además ha brillado con asistencias de gol, lo que lo convierte en doblemente importante.

El francés Ribery es un jugador sin duda clave para el Bayern. Y el sábado el Wolfsburgo mostró dos cosas. La primera que si al francés se le marca inteligentemente, se le puede sacar de un partido. Y la segunda que si Ribery no funciona toda la maquinaria ofensiva del Bayern se oxida.

Por otra parte, el golpe moral de la goleada del sábado puede producir una reacción que en principio es positiva pero que puede convertirse en un arma de doble filo. El Bayern, obligado a reconciliarse con la afición, saldrá a darlo todo, en un partido para el que de por sí ya está muy motivado. Eso trae consigo el peligro de que se produzca una sobre motivación que le reste claridad al juego bávaro, lo que sería una ventaja adicional para el Barcelona.

En todo caso, en Alemania casi todo el mundo se espera lo peor del miércoles y sólo muy pocos se atreven a creer en milagros.
Opiniones (0)
10 de Diciembre de 2016|09:40
1
ERROR
10 de Diciembre de 2016|09:40
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic