Deportes

Ferrari hace autocrítica tras el fiasco de Australia

"Desde todos los puntos de vista, definitivamente, no fue un inicio digno de Ferrari", reconoció el jefe de la escudería italiana tras el abandono de Massa y  Raikkonen en la primera carrera de la temporada en Australia, dominada por los nuevos Brawn.

Después del profundo golpe inicial, Ferrari ejerció una dura autocrítica y en Italia ya suenan las alarmas.

"Desde todos los puntos de vista, definitivamente, no fue un inicio digno de Ferrari. Fue un día para olvidar", reconoció el jefe de la escudería italiana, Stefano Domenicali, tras el abandono del brasileño Felipe Massa y del finlandés Kimi Raikkonen en la primera carrera de la temporada en Australia, dominada por los nuevos Brawn.

El dolor en la "scuderia" es mayor al ver que el otro equipo grande, McLaren-Mercedes, está mal pero al menos pudo conseguir una meritoria tercera plaza con Lewis Hamilton, el actual campeón del mundo. Casi un "milagro", según se ve en las "flechas de plata".

"Fue más de lo que saliendo desde el puesto 18 podíamos esperar", dijo el director deportivo de Mercedes, Norbert Haug.

Martin Whitmarsh, jefe del equipo, rebajó todo el optimismo. "A pesar del resultado en la carrera, nuestro rendimiento en Australia no fue el que nos gustaría y la realidad es que en Malaisia es improbable ofrecer una mejora significativa".

Ferrari, que ya antes de la temporada mostró su preocupación por la fiabilidad, sufrió el peor arranque de campaña desde hace 17 años. "Quizás se tenga que hacer todo de nuevo", señaló el diario "La Repubblica".

Domenicali se mantuvo fiel a su política de sinceridad y apertura. "En ningún punto fuimos lo suficientemente rápidos", dijo. El diagnóstico: problemas con los neumáticos y falta de fiabilidad. "Además, nuestras estrategias no han funcionado", admitió Domenicali. Ni siquiera el heptacampeón del mundo y asesor de Ferrari, Michael Schumacher, que viajó expresamente a Australia, encontró el consejo adecuado.

"Sabíamos que los coches de Brawn GP son hoy invencibles. A pesar de todo, pensamos que podríamos haber tenido una carrera mejor", dijo Massa, subcampeón del mundo y que peleó por el podio hasta que su Ferrari dijo basta.

La "scuderia" era la gran favorita hasta que irrumpió el nuevo equipo del ex cerebro de Ferrari Ross Brawn y sacudió toda la jerarquía aprovechando los numerosos cambios técnicos para la presente temporada.

Pero en Ferrari no sólo deben estar atentos a Brawn, sino también a Red Bull, Williams y Toyota, que demostraron en Melbourne que son muy rápidos. "Somos conscientes de que además de un equipo que hoy por hoy es invencible, hay una serie de escuderías que son una fuerte competencia", admitió Domenicali.

No es de esperar que Brawn vaya a ser alcanzado en el corto plazo, pues las mejoras rápidas son poco probables debido a la prohibición de realizar tests durante la temporada. Tampoco hay esperanza de que el recurso ante la FIA (Federación Internacional de Automovilismo) contra el doble difusor de Brawn tenga resultados.

Pero la última palabra está en el asfalto. "¿La solución para Malaisia? Trabajar, trabajar, trabajar", dijo Massa, que espera un cambio de rumbo en el próximo Gran Premio, el domingo.
Opiniones (0)
10 de Diciembre de 2016|12:18
1
ERROR
10 de Diciembre de 2016|12:18
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic