Cromañón: Rechazaron instalar un sistema ignífugo porque era caro

Salvatore Albano, quien pretendió venderle a Omar Chabán un sistema ignífugo para instalar en el boliche de Once, explicó hoy ante el Tribunal Oral en lo Criminal 24 que no se aceptó la propuesta porque se “trataba de un equipo muy caro”. El testigo contó que él propuso realizar un trabajo que costaba 17.000 pesos.

Un experto en acústica afirmó que el techo del boliche Cromañón era inflamable y que antes del incendio a raíz del cual murieron 194 personas los encargados del lugar le rechazaron un presupuesto para realizar un trabajo con material ignífugo porque les pareció caro, recoge esta tarde Inforegión.

Así lo manifestó hoy ante el Tribunal Oral en lo Criminal veinticuatro (TOC 24), el testigo canadiense Salvatore Albano, quien recordó que visitó el boliche de Mitre al 3.000 porque quería venderle al empresario Omar Chabán un sistema de insonorización del lugar.

Albano recordó que en esa ocasión comprobó que el techo del lugar carecía de material ignífugo y, en cambio, tenía guata, que es inflamable. El testigo contó que él propuso realizar un trabajo que costaba 17.000 pesos y que, si bien tenía material tóxico, era, según su criterio, "mejor" que el que estaba instalado en Cromañón, aunque se lo rechazaron por ser caro.

Albano contó además que ese día vio que una de las principales salidas del boliche, con sistema antipánico, estaba cerrada con candado y cadenas. Antes de la declaración del testigo, el padre de una de las víctimas de la tragedia ocurrida en diciembre del 2004, Luis Fernández, pidió a los integrantes del TOC 24 que, "dada la cercanía de definiciones" en el juicio, se tomen recaudos para evitar posibles intentos de fuga de los músicos del grupo Callejeros.

Fernández también volvió a reclamar la "prohibición inmediata al grupo Callejeros para que realice recitales que pongan en riesgo más vidas humanas" ya que "siguen incurriendo en las mismas contravenciones" que en la noche del incendio. A los integrantes de la banda se les atribuye desidia en cuestiones de seguridad e incitar al uso de pirotecnia.

Tras su pedido, Fernández, que es querellante en la causa, fue convocado por el fiscal Martín Niklison para el próximo viernes para ratificar una denuncia realizada contra la Policía Federal y los bomberos de esa fuerza por la falta de equipos electrógenos que "hubieran salvado vidas humanas" la noche de la tragedia. Fernández pidió que se investigue si se contaba con esos equipos y, en caso afirmativo, se determinen responsabilidades penales por la falta de uso de los mismos, ya que la falta de luz fue uno de los factores que complicó la evacuación del local y la asistencia a los heridos la noche del 30 de diciembre del 2004.
Opiniones (0)
24 de septiembre de 2017 | 07:01
1
ERROR
24 de septiembre de 2017 | 07:01
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
    20 de Septiembre de 2017
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'