La joven que había interrumpido su embarazo falleció por causas médicas

Según indicaron autoridades del Hospital Español la joven falleció "como consecuencia del grave trauma que había sufrido su cuerpo". La chica se había sometido a un aborto clandestino que le ocasionó una infección y que derivó en una muerte cerebral irreversible.

Romina Gélvez de 22 años estaba internada en el Hospital Español de Mendoza con muerte cerebral irreversible tras sufrir complicaciones por un aborto clandestino. Falleció por causas médicas a las 23.15.

Según indicó el subdirector médico de esa institución, el doctor Rodolfo Tallei, la joven murió "presumiblemente como consecuencia del grave trauma que había sufrido en su cuerpo. Murió por causas médicas", indicó.

Aseguró que sus familiares estaban con ella y que ya habían sido informados sobre lo desalentador que era su panorama, que desde el miércoles por la tarde se sabía con certeza que la muerte cerebral es irreversible. El cuadro surgió como consencuencia de una infección muy grave que ocacionó que el oxígeno no llegara de forma adecuada a su sangre y por ende a su cerebro.

El caso de Romina recorrió el país luego  que el lunes por la tarde se supiera que como consecuencia de un aborto mal realizado la joven acabó con muerte cerebral. Según trascendió, todo comenzó el viernes cuando Gélvez recurrió a una partera del Barrio la Gloria quien le efectuó un aborto y, horas después, comenzó a sentir fuertes dolores producto de una infección.

Primero fue traslada al Hospital Paroissien y, dada la seriedad del cuadro, se la derivó al Hospital Español. Una vez allí se constató que aún tenían en su cuerpo parte del feto y la placenta y se le realizó una histerectomía de emergencia.

Tallei, agregó, que el hecho constituye "una situación lamentable para la paciente y para la sociedad mendocina, aunque este es un tema demasiado complejo y todos tienen una opinión al respecto".
Opiniones (4)
24 de septiembre de 2017 | 13:39
5
ERROR
24 de septiembre de 2017 | 13:39
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Coincido con vos, carlos. Por otro lado repito lo posteado en una nota anterior: Con todo respeto y con la intención de conocer las posturas de distintos sectores de la sociedad, me gustaría conocer la opinión de la iglesia sobre el caso, dado que se opone a la práctica legal del aborto, y que casos como estos son, entre otros, argumentos de los grupos pro-despenalización. Por favor sin atacar ni deslegitimizar, sólo argumentar.
    4
  2. 1. Creo que hay un error en las opiniones respecto a los derechos, sobre todo al derecho a la vida. 2. Salvo el derecho a pensar libremente, que se asocia a la libertad de conciencia, no existen derechos absolutos, sino relativos. Ninguna Constitución regula derechos absolutos. hay que leer el art. 14 de la nuestra. 3. En el debate se omite considerar que los Estados, a través de sus Constituciones, tienen la facultad de reglamentar o limitar los derechos. Esa facultad se llama poder de policía que se puede aplicar con un criterio amplio como en EE.UU., o restringido como en Europa. 4. Por lo tanto, derechos como la propiedad, la igualdad y la vida tampoco son absolutos. En el caso del último la prueba está en que existen dos casos de abortos no punibles que se regulan en nuestra legislación y que implican una limitación al derecho a la vida. 5. El otro debate es el científico. Un importante bioeticista dice: Ni adorar al blastocisto, ni abortar al feto. Ni personificar al genoma, ni cosificar al embrión. Ni destruir al nasciturus, ni mitificar a su mera posibilidad.En el país de los extremismos los extremos se tocan. Tanto integristas como radicales traen el agua de la biología al molino de la ideología respectiva y hacen el mismo juego, unos con el nombre de anti-abortistas y otros con el de pro-abortistas. Entretanto, la búsqueda equilibrada del término medio es bombardeada por ambos flancos. 6. Por lo tanto, el debate debe darse sin extremismos y hay que darlo en el Congreso.
    3
  3. Con el mismo argumento, podríamos decir: "No estoy a favor de los asesinatos pero los asesinatos se hacen. La ley los prohibe y deja afuera a muchísima gente que recurre a soluciones baratas[...]. Los ricos recurren a [...] especialistas y se salvan." El aborto es un asesinato. No se puede legalizar un asesinato. La Consitución Nacional dice "garantizar el derecho a la vida desde la concepción en el seno materno". Más clarito, hechale agua..... ¿Que además del bebé se muera la madre? Es doble tragedia, pero no se soluciona legalizando el asesinato de personas.
    2
  4. No soy abortista, pero no por eso los abortos no se hacen. La ley los prohibe y deja afuera a muchísima gente que recurre a estas soluciones baratas por falta de recursos. Los ricos pagan médicos especialistas y se salvan.
    1
En Imágenes
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
20 de Septiembre de 2017
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'