Godoy Cruz asegura trabajo para todos los habitantes del basural "El Pozo"

Dentro de un año, el vaciadero del oeste de Godoy Cruz deberá ser cerrado. Una novedosa planta de transferencia de última generación será construida. Allí, trabajarán una parte de los obreros. La comuna asegura que ofrecerá al resto alternativas.

Hace unos días, hicimos una nota sobre la vida en el vaciadero “El Pozo”, al oeste de Godoy Cruz, junto al barrio Pappa. A raíz de las cuestiones planteadas en la referida nota, entrevistamos a funcionarios de la comuna de Godoy Cruz, quienes dieron respuesta a los interrogantes que en ella planteamos.

A tal fin, nos dirigimos al lugar de los hechos junto a Tadeo García Zalazar –secretario de Gobierno–, Carlos “Chacho” Soria –subdirector de Gestión Ambiental– y Miriam Espinoza, concejal oficialista. Con ellos, estuvo Ramón Zárate, encargado del vaciadero.

Miriam Espinoza, Tadeo García Zalazar y Chacho Soria.

El asunto central a considerar es que, según los funcionarios, “El Pozo” tiene los días contados, pues dentro de un año deberá ser cerrado, porque ya no hay más lugar para depositar basura. Una vez cerrado, habrá que terminar de cicatrizarlo y devolvérselo a su dueño.

Así las cosas, vamos a las respuestas oficiales.


La fuente laboral


“Garantizamos alterativas de trabajo para el 100% de las personas que trabajan en El Pozo”, inicia García Zalazar, despejando las dudas al respecto.

Las alternativas que se manejan son, en primer término, el empleo directo y en blanco en la planta que construirá Ambiental Cuyo y, luego, otras opciones a cargo de la comuna.

“Una es el trabajo en el transporte de desechos, a través de subsidios para vehículos para traslados de la basura clasificada en origen, algo que empezaremos a alentar en los barrios. Otra opción es el esquema de subsidios vigentes, como las pensiones. En este caso, habrá que atender el hecho de que una familia gana más dinero mensual con la basura que con una pensión oficial.

Según un censo municipal, en "El Pozo" trabajan 90 familias y 140 carretelas. La primera cifra, en realidad, deben multiplicarse, pues cada familia es habitual que tenga a varias personas trabajando en el basural godoycruceño. También es cierto, nos advierten, que alrededor de un tercio de esas familias reciben algún tipo de ayuda comunal.

Miriam Espinoza: “Queremos reconvertir a toda la gente de El Pozo y que tengan un ingreso mensual asegurado. Lo mejor, en este caso, es hacer un trabajo integral para abordar una problemática particularmente complicada”, prometió.

Los funcionarios aclararon, además, que tienen el Programa de Recuperación Ambiental del Piedemonte, que involucra la recuperación, forestación y reconversión laboral en el oeste de Godoy Cruz. Lo importante, a modo de síntesis, es que se comprometieron a garantizar la fuente laboral para quienes hoy por hoy trabajan en El Pozo.


Comida basura


En la nota previa, nos referimos en particular al comercio paralelo de comida vencida o en mal estado que se saca de la basura y se revende en los barrios más carenciados. Acerca de ello, pedimos explicaciones a los funcionarios.

Dice García Zalazar: “No nos consta directamente, pero sabemos que existe. Es un tema que nos resulta inmanejable. Si bien hemos realizado decomisos, hay un circuito de recolección paralelo al oficial. Algunas carretas retiran esas cargas y luego hay una comercialización”.

- ¿Pero cómo es posible que no controlen más una situación tan grave?

García Zalazar: La verdad es que se nos escapa. El control debiera ser mayor, pero la verdad es que tenemos solamente seis inspectores por turno para diez mil negocios que controlar.

Soria: Y es verdad, hay un circuito formal y uno informal…

- Incluso se habla de camiones de la propia comuna que trabajan en el circuito informal y del infaltable “claseo en el camión”, con desechos que se descargan en el camino…

“Chacho” Soria: Dentro de lo posible, controlamos a nuestros camiones. Nosotros confiamos en que la planta va a terminar con estas cuestiones.

Tadeo García Zalazar: Aclarando que la forma de trabajo de la planta deberá ser acordada con el municipio…

- También se observa a menores trabajando en la basura…

Miriam Espinoza: Es un problema cultural estructural. Por eso hablamos de abordaje integral con todas las áreas municipales, salud, educación, obras y servicios públicos, gestión ambiental, fiscalización e incluso incluyendo al Concejo Deliberante.

“Chacho” Soria: Aparte, cuando esté la planta, habrá guarderías para los niños de los obreros.

- ¿Y la planta contemplará destinar parte de las ganancias a los obreros?

“Chacho” Soria: Está incorporado en el pliego, al igual que las capacitaciones y el trabajo en blanco, con obra social y ART.

- ¿Es verdad que sólo ingresan camiones de una sola chacarita, El Coral, para comercializar los desechos recuperados?

“Chacho” Soria: Lo que pasa es que está justo enfrente del vaciadero y no les cobra el flete. Yo mismo, en su momento, fui a buscar alternativas y no ofrecían mejores precios, a la vez que quedaban más lejos y se les encarecían los costos con los fletes.


La planta


Respecto de la planta, en primer término, hay que aclarar que el proyecto supone la construcción de una planta de “transferencia”, que supone el tratamiento de los desechos.

“No es una planta de residuos, sino una planta de transferencia, porque, del 100% de basura que ingrese, luego de una clasificación rigurosa, el 85% de los desechos será reciclado y el resto será llevado al basura de El Borbollón”, explica “Chacho” Soria.

Según lo estipulado, Ambiental Cuyo S.A. se hace cargo de la compra del terreno, la construcción de la planta y su operación posterior.

Cierto es que la oferta es tentadora, pues no hay en este momento empresas que estén dispuestas a invertir capital del riesgo; en general, todas quieren participar, pero sin correr el riesgo de invertir.

Tadeo: “La planta ya está preadjudicada, pero no queremos generar expectativas. El Pozo tiene un año más de vida. Y la construcción de la planta puede durar ocho meses y hay que preparar y capacitar a la gente para un cambio muy grande”.

- La gente de El Pozo sostiene que sólo se emplearán jóvenes de 20 a 35 años…

Soria: No. Las edades pueden oscilar de los 18 a los 45 años. Y en estas labores suelen ser más eficaces las mujeres, quienes son mayoría en estos barrios en cuanto a cabeza de hogar.

- Los terrenos de El Pozo pertenecen a un privado, Salvador Yúdica, ¿se los van a dejar cicatrizados?

- Por supuesto, tal como lo dispone la ley 5.961. Tenemos la obligación moral y de gestión de hacerlo y ya lo estamos haciendo.

Vaciadero ya cicatrizado en el oeste de Godoy Cruz.


Por ahora, hay que esperar un informe de impacto ambiental que elaborará el CRICYT, aunque desde ya hay oposición tajante a uno de los sitios probables elegidos (que pertenece a la familia Nazar). El predio se ubica cercano al barrio Los Glaciares, aunque, a decir verdad, “El Pozo”, que es un sitio inmundo, también lo está. 


Soluciones ya


Finalmente, la gente de “El Pozo” pidió en nuestra nota algunas soluciones para lo inmediato. Vamos a ellas, con respuestas del subdirector de Obras de Godoy Cruz, “Chacho” Soria. 

Baños químicos en las playas: “Les pusimos baños en la entrada, pero no hay inconveniente de poner baños en las playas, siempre y cuando ellos se hagan cargo de cuidarlos. De acuerdo, vamos a probar si resulta.

Agua potable: “Hay agua potable en la entrada y calefones por si quieren bañarse. No es posible llevar una cañería al vaciadero, pero dispondremos bidones para que los ingresen con agua potable”.

Reflectores (la gente, de noche, para poder ver, enciende fogatas con basura contaminante para poder ver dónde trabaja): La municipalidad no tiene aún solución para este tema, pero aseguran que están trabajando en la idea de armar un carrito para trasladar hasta las playas un grupo electrógeno; no obstante, nada en concreto aseguraron.

Campaña de salud: al igual que "todos los años", la comuna garantiza que llevará adelante una campaña de control y de vacunación en "El Pozo".

 

Opiniones (3)
22 de agosto de 2017 | 18:51
4
ERROR
22 de agosto de 2017 | 18:51
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. soluciones realistas
    Lo que propone loyalopry es adecuado, lo que no funciona es todo ese asunto de los microemprendimientos, son pan para hoy y hambre para mañana, el mundo esta pensado para que todos seamos empleados, sea del estado o en lo privado, es la tendencia de las grandes potencias, asi que ese verso de los emprendedores no se lo creen ni los empleados publicos que estan al frente de esos programas.
    3
  2. ¿Habrán tenido en cuenta, los funcionarios de la municipalidad de Godoy Cruz, la posibilidad de colaborar con las personas q, actualmente, laburan en "el pozo", para q se constituyan como una cooperativa y se hagan cargo ellos mismos del reciclado (como de alguna manera ya lo están haciendo) pero en condiciones más dignas, en vez de "sacarlos" con promesas de una vida mejor? ¿No pueden, a caso, invertir en el mejoramiento de las condiciones de trabajo de estos laburantes y dejar de "invadirlos"? ¿Q intereses movilizan a los funcionarios a realizar este tipo de emprendimiento? Como bien se rescata en la nota, mucha gente vive de este laburo, ¿no sería mejor, en vez de sacarles ese espacio, generar mejores condiciones de higiene y salubridad?
    2
  3. Aunque se encuentra preadjudicada la obra de una nueva planta de tratamiento no solo se espera el informe del Cricyt sino que ademas un nùmero importante de habitantes de los barrios adyacentes se encuentran dispuestos a llevar hasta las ultimas consecuencias ( me refiero a lo juridico) su oposicion a la construccion. Asi las cosas me parece que habra que esperar mas de un año
    1
En Imágenes