Boqueteros roban instrumentos y equipos a músicos mendocinos

Los artistas viven en una vivienda de la Cuarta Sección que también es utilizada para que ensayen otras bandas locales. Los delincuentes hicieron un agujero en la puerta de entrada y por allí sacaron instrumentos, equipos de sonido y una computadora de última generación para editar audio. La Policía no convocó a Científica para que realice peritajes en la vivienda.

Tres músicos mendocinos sufrieron un robo en su vivienda de la Cuarta Sección, la cual también es utilizada como sala de ensayo de otras bandas locales. A través de un boquete en la puerta de entrada, les llevaron equipos de músico, una computadora de última generación e instrumentos musicales. Una de las víctimas expresó que los efectivos que realizaron el procedimiento no convocaron a la Policía Científica para que levante huellas en la casa.

Gabriel Núñez vive en calle Cadetes Chilenos 128, de Capital, junto a otros dos músicos: Pablo Contreras y Matías García. Los tres residen en esa vivienda que también es utilizada por otros artistas para ensayar.

En la noche del pasado sábado, cada uno de los artistas tenía distintas actividades y fueron dejando la casa, la cual está ubicada en un vecindario muy populoso. “El agujero en la puerta lo hicieron, creo yo, a golpes y ningún vecino escuchó nada”, le dijo a MDZ Gabriel.

El boquete no era menor. El joven músico explicó que “hicieron el agujero de la cerradura hacia arriba y era suficientemente grande para que pase una persona”. Al respecto, por ese lugar sacaron los instrumentos.

Pero llama la atención que nadie escuchara los ruidos cada vez que aporreaban la puerta para romper las maderas. 

Gabriel descubrió el robo alrededor de las 5.30 del domingo cuando regresó a su domicilio. No entró a la casa porque vio la puerta rota y todas las luces encendidas. “Llamé primero a la comisaría Cuarta y me dijeron que no podían avisarle a ningún móvil porque no tenían radio; entonces me indicaron que llame al 911”, contó Gabriel.

“Tardaron unos diez minutos en llegar, yo no quería entrar a mi casa para que pudieran realizar los peritajes”, expresó el músico, quien aseguró que lo robado “supera sin dudas los $10.000, ya que sólo la (computadora) Mac vale $6.000”.

Núñez le llamó la atención que los efectivos que realizaron el procedimiento en el domicilio (nombre de quienes viven allí y el croquis de la casa) no informaron del robo a sus pares de Científica. “Cuando al otro día fui a la comisaría Cuarta para ampliar la denuncia les solicité que fueran los peritos a mi casa, pero me dijeron que ya era tarde. La verdad que no entendí ni me explicaron por qué razón no los llamaron en el momento, siendo que por todo lo que tuvieron que hacer adentro debieron haber dejado rastros”, manifestó con enojo Gabriel.

Según el músico, los boqueteros les robaron una MacBook que tenía un disco rígido de 80 gigabytes con procesador Intel Core Duo  y dos gigas de memoria ram. Pero no le llevaron el cargador, por lo cual la máquina quedará inutilizada excepto que los delincuentes adquiera el cargador para venderla completa. Este aparato sólo puede adquirirse en un local de Palmares. Entonces, las víctimas solicitan que si alguien quiere comprar un cargador en ese negocio, se le tomen los datos, porque es posible que sea quien compró la Mac que le robaron o los mismos delincuentes.

Pero no fue lo único que les sustrajeron a los músicos. También les llevaron una guitarra electrocriolla marca Fender, una guitarra criolla, un equipo de música Phillips Mini Hi Fi, platos de percusión, un bongó Meinl y un octapad Roland.

Todos esos instrumentos y equipos fueron sacados por el agujero de la puerta sin que ningún vecino o automovilista observara algo extraño.

Los músicos han confeccionado una cadena de mails para alertar sobre el botín, para que les informen si alguien pretende vender alguno de esos objetos.
Opiniones (0)
15 de diciembre de 2017 | 22:47
1
ERROR
15 de diciembre de 2017 | 22:47
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho