La subasta de la colección Saint Laurent, un récord

Los millones de euros siguieron acumulándose este martes, en el segundo día de la subasta de la colección de arte de Yves Saint Laurent y Pierre Bergé en París, si bien con resultados contrastantes pese a los récords logrados por ciertas obras. Hoy dos obras de Ingres sobresalieron por sus precios finales de venta.

Este martes le tocó el turno a la obra de maestros del siglo XIX así como a piezas de orfebrería y muebles art decó.

La sala del Gran Palais, al lado de los Campos Elíseos, donde se realiza la subasta, estuvo menos llena de gente y el público fue más joven, sinónimo para los entendidos de menor poder adquisitivo. La entrada fue libre, al contrario de la venta del lunes, a la que sólo se pudo acceder bajo previa reserva.

Un cuadro de Gericault (Retrato de Alfred y Elisabeth Dedreux) se vendió a un precio récord de ocho millones de euros, inicialmente estimado entre cuatro y seis millones de euros. Pero otras cuatro telas del mismo artista, propuestas pocos minutos después, se quedaron sin comprador.

"Es una cuestión de fecha en la carrera de un artista", explicó Daniela Luxembourg, una vendedora de arte de Londres y Nueva York que se adjudicó, "para un cliente privado" un Frans Hals muy disputado, a 3,5 millones de euros.

Con una recaudación de más de 206 millones de euros el lunes, la calificada como la "subasta del siglo" superó el récord mundial para una colección privada registrado en 1997 en Nueva York con la colección de Victor y Sally Ganz (163 millones de euros).

Ironías del destino, el Gericault fue comprado por el mismo marchant de arte francés, Alain Tarica, que se lo vendió hace 25 años al célebre modisto y a su compañero, Pierre Bergé.

Pero si dos obras de Jean-Auguste Dominique Ingres y Thomas Gainsborough estuvieron muy disputadas y fueron adjudicadas por 1,8 y 1,9 millones de euros, otros de Pieter de Hooch y Baron Gros se quedaron sin comprador.

El cuadro de Ingres (Retrato de la condena de La Rue) marcó un récord mundial al venderse a 1,8 millones de euros (2,2 millones con gastos incluidos), además de sus dibujos André-Benoît Barreau, apodado Taurel, también récord mundial para una obra en papel, que se subastaron a 913.000. En total, en la sesión de hoy se vendieron 18 cuadros por un total de 22,2 millones de euros.

La venta de la colección del creador, que falleció en junio de 2008, prosiguió con la orfebrería antigua, por un valor total de 19,9 millones de euros y la triplicación o cuatriplicación del valor estimado inicial de sus piezas.

También estaba prevista la subasta de muebles art decó, entre ellos un par de bancos tapizados con piel de leopardo del húngaro Gustave Miklos y una "butaca con dragones", de la irlandesa Eileen Gray.

Ayer, uno de los puntos culminantes de la primera jornada llegó con la subasta del cuadro de Henri Matisse Les coucous, tapis bleu et rose, vendido por 32 millones de euros, un récord mundial para este pintor francés.

La escultura de Constantin Brancusi Madame L.R. fue adjudicada en 29 millones de euros, un récord para este artista rumano del siglo XX.

Récord también para un cuadro de Piet Mondrian (Composición con azul, rojo, amarillo y negro) que alcanzó los 19,2 millones de euros, y para un James Ensor (Le désespoir de Pierrot) en 4,4 millones de euros.

Sin embargo, una de las obras estrella de las 730 presentadas en la subasta, un Picasso cubista de 1914 (Instruments de musique sur un guéridon), no logró comprador ya que la mayor oferta por la obra fue de 21 millones de euros, cuatro millones menos del precio mínimo fijado.

El dinero de la venta, explicó Bergé, irá a la Fundación Bergé-Saint Laurent y a la investigación médica contra el sida.

Fuente: AFP

Opiniones (0)
9 de Diciembre de 2016|15:00
1
ERROR
9 de Diciembre de 2016|15:00
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic