Margarita Stolbizer

"Con los dirigentes de Cobos se está tratando de armar algo"

Dirigente y candidata a diputada bonaerense por la Coalición Cívica.

La dirigente y candidata a diputada bonaerense por la Coalición Cívica, Margarita Stolbizer,
vaticinó que el jefe del PJ, Néstor Kirchner, no competirá en los comicios de octubre, aunque reconoció que si lo hace, su fuerza debería profundizar el diálogo con toda la oposición, incluyendo a los justicialistas disidentes Francisco De Narváez y Felipe Solá. 

En una entrevista con Noticias Argentinas, consideró que Kirchner "no arriesgará su nombre en un distrito en el que sabe que pierde", pero "obligará a otro candidato a que se presente igual", pese a una derrota segura.

-¿La Coalición Cívica va a acordar con todos los sectores de la UCR en la Provincia?

- De parte de nosotros, esperemos que sea así, porque vamos viendo que hoy existe un claro interés del votante radical de estar con la Coalición Cívica. De hecho, hoy por hoy, es más
difícil convencer a la dirigencia partidaria que a los militantes. Yo hablo con la gente que tiene una historia común conmigo, por lo que me parece una cuestión natural que acordemos con el radicalismo. 

- ¿El acuerdo con las diferentes facciones de la UCR podría definirse en las internas radicales de mayo próximo?

- En esa instancia la UCR tiene que resolver su estrategia electoral, cual será su política de alianzas y sus candidatos. Desde la Coalición Cívica estamos abiertos a discutir con todos
los radicales para lograr un entendimiento electoral. Mucha gente se dio cuenta de que nuestra propuesta es la más sólida. La UCR que fue casi arrastrada a acompañar el proyecto de Roberto Lavagna en 2007 y los que creyeron en que la mejor opción era la Concertación con los Kirchner admitieron que se equivocaron.

- ¿Está cerrado el acuerdo con el sector que acompaña al vicepresidente Julio Cobos en la provincia?

- No, no hay nada acordado. Nos acercamos a ellos a medida que se fueron diferenciando del Gobierno nacional. Desde Cobos para abajo se separaron de la Casa Rosada y eso nos acercó.

- Pero con Cobos se reunió.

- Sí, pero fue un encuentro casi casual, porque coincidimos en un seminario que se realizó en el Senado, y la reunión fue bastante formal. Sí me reuní varias veces con dirigentes de su espacio, con quienes se está tratando de armar algo.

- ¿Cuál es la relación con Felipe Solá y Francisco De Narváez?

- Ellos están en un lugar distinto a nosotros. Acá tenemos que diferenciar el diálogo de los acuerdos, porque yo tengo un excelente diálogo con Solá y De Narváez, y me he juntado para
diseñar una estrategia común. Lo que nos diferencia e impide que podamos acordar es que ellos están discutiendo la herencia antikirchnerista. Están viendo cómo hacen para quedarse con los sectores que se alejaron del Gobierno nacional, en cambio, nosotros ya estamos un paso más adelante.

- ¿Hay relación con el PRO que encabeza Jorge Macri?

- No he charlado con nadie del PRO. Macri estuvo junto a De Narváez en la última elección para gobernador, y ahora se presentan con dos alternativas distintas. De Narváez y Macri son
quienes tienen que definir si están juntos o separados. No puede ser que un político salte de un lado a otro y le dé lo mismo ser candidato de un lado o del otro.

- ¿Piensa en sumar a referentes del sector agropecuario?

- Estuve con (el titular de Confederaciones Rurales Argentinas, Mario) Llambías la semana pasada, porque la preocupación de que vuelva el conflicto del agro ya no tiene que ver con los errores del Gobierno nacional, sino con la sequía y la crisis internacional que también son problemas graves. Nos juntamos para trabajar propuestas concretas. Pero lo que queremos es que los dirigentes agropecuarios dejen de apostar sólo a que la Presidenta los reciba, porque está claro que la Presidenta no tiene voluntad de hacerlo.

 - ¿Con Llambías habló de temas electorales?

- Sí, más allá del tema puntual del campo tocamos el tema político. Les planteamos a los ruralistas que deben volver al Congreso, pero no sólo para opinar sobre los temas sectoriales,
sino sobre salud, educación y pobreza. Tenemos un gran interés en que las listas de la Coalición Cívica en todos los distritos reflejen los liderazgos que se formaron a lo largo del conflicto del campo. Que los dirigentes rurales se involucren en política, pero no sólo para defender sus problemas, sino para enriquecer las listas.

- ¿En qué cambiaría el escenario electoral si Néstor Kirchner fuera candidato?

- Si Kirchner fuera candidato en la oposición tendríamos que reforzar todos los diálogos y los acuerdos, con una exigencia mucho mayor, incluyendo a Solá y De Narváez. De todas formas, no creo que sea candidato porque está demasiado pendiente de las encuestas. No creo que arriesgue su nombre si no está seguro de ganar, porque las encuestas no le dan bien. Él no va a
arriesgarse.

- Entonces, ¿quién podría ser la opción del Frente para la Victoria en octubre?

- Eso lo definirán ellos, pero a cualquiera que no sea Kirchner le irá mucho peor en la provincia. De todas formas, a ese candidato lo van a obligar para que se presente igual, aunque sepa que va a perder.

- ¿Por qué cree que todos los posibles candidatos bonaerenses de la oposición quieren estar cerca de usted?

 - Eso es bueno. Lo que pasa es que hay que tener en cuenta que la Coalición Cívica ganó un lugar en las últimas elecciones, porque la gente nos votó como segunda fuerza en la provincia de Buenos Aires. El resto de los antikirchneristas dicen "acompañemos a Margarita, porque es la principal fuerza de la oposición".

- ¿Qué importancia tienen los comicios de octubre para la CC?

- Las de octubre son elecciones legislativas, por lo que no necesariamente tenemos que presentar un plan de gobierno. Sí, por supuesto, que la elección de este año va a ser una bisagra antes de 2011. El kirchnerismo va a perder las elecciones en los principales distritos, Capital Federal, Santa Fe, Mendoza, Córdoba y aspiramos a que también pierdan en la provincia de Buenos Aires. Nosotros nos estamos preparando para gobernar en 2011, tanto en la Provincia como a nivel nacional, con Elisa Carrió.

- ¿Cómo se lleva con Elisa Carrió?

- Bien, tenemos dos liderazgos fuertes, pero nos llevamos bien. Vamos juntas a recorrer el conurbano, yo la visito y consensuamos y definimos las estrategias de la Coalición. A veces estamos las dos solas y a veces estamos con los integrantes de los equipos técnicos de la fuerza.

- ¿Cómo será la definición de las listas de la CC?

- Nosotros no somos un partido político, somos un espacio conformado por muchas fuerzas y las listas serán parte de un proceso en el que sus integrantes se diferencian y esas diferencias queden plasmadas en las listas. 

 - ¿Es difícil ponerse de acuerdo entre tantos sectores? 

- Y, sí, es difícil, pero tenemos avanzados los consensos sobre cómo vamos a integrar las listas, con referentes de cada sector. Así lo hicimos en la última elección poniendo a un referente
social como es (el diputado nacional Héctor) "Toti" Flores. Vamos a tratar de reconocer los liderazgos. Ojalá que no sea tan complicado, aunque siempre el armado de listas implica situaciones de tensión. Estamos muy bien en las relaciones internas y no debería haber grandes conflictos.

- ¿Cómo será la campaña en el verano?

 - Yo no estoy haciendo la típica campaña que hacen todos los políticos que van a la costa atlántica. Quizás vaya un día a fin de mes, pero no lo tengo definido, porque estoy enfocada en
recorrer el conurbano bonaerense. Ya hicimos Quilmes y San Miguel, y ahora con Elisa Carrió vamos a ir a Lanús, La Matanza y San Isidro. Yo dejo las recorridas por la costa porque me parece que la gente va a descansar y no le presta atención a la política. Además, para eso se requiera un gran despliegue de dinero, que no tenemos en la Coalición Cívica. La idea es mantener los contactos con organizaciones sociales, con empresarios, y también vamos a
estar con las Madres del Paco.

- Tras las elecciones de octubre, ¿Cree que cambiará el escenario en el Congreso y el Gobierno perderá la mayoría?

- No tengo bien hechos los cálculos, pero hemos visto que el Gobierno ha pasado de tener mayorías muy abultadas al comienzo de su gestión, y cerró el año contando votito por votito. Nuestra idea es mejorar la relación de fuerzas en el Congreso, para acercar la brecha con las bancas que ganemos y entablar vínculos con los referentes de otros espacios que ingresen al Parlamento, con las bancas que ellos pierdan.

Opiniones (0)
19 de noviembre de 2017 | 12:06
1
ERROR
19 de noviembre de 2017 | 12:06
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Grammy Latinos 2017
    18 de Noviembre de 2017
    Grammy Latinos 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia
    16 de Noviembre de 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia