Ricardo Castro e Iván Zotelo

"Hay que tener mucho cuidado con lo que uno sueña"

Músicos de una banda de rock con patente en Pareditas, San Carlos.

Trece años de trayectoria en el rock desde Pareditas no es moco ’e pavo. Además, mantener intacto el espíritu y la mirada desde el recóndito interior de Mendoza tampoco lo es. Los Dueños del Santo son Ricardo “Trocas” Castro, guitarra y voz, Iván Zotelo, bajo, y Horacio Segura, en batería. 

El sábado a la noche, en La Estafeta de Pareditas, una de las mejores bandas de rock del interior de Mendoza presenta “Dueños del Santo”, el segundo disco de la banda. Se trata de una docena de canciones con un sonido personal, a veces íntimo y otras decididamente Stones. En la placa participaron el líder de Alcohol Etílico, Dimi Bass (productor artístico), y con él el también Alcohol Gustavo Fish Fernández y Rubén Corrochano, guitarrista de otra banda famosa del Valle de Uco, Grasa ‘e Moto.

Será en el marco de ciclo cultural y turístico “Pueblo Barro”. Pues bien, ante tales circunstancias, aquí te dejamos una charla con el Trocas y el Iván, dos genuinas celebridades del rock en el Valle.


- Cuéntenme sus inicios con la música en San Carlos…

- Trocas: Los inicios nuestros con la música tienen que ver con la secundaria. Un amigo me cuenta que en Pareditas han empezado a dar clases de guitarra y me anoté para hacer algo distinto. La profesora nos enseñaba cosas básicas y me aburría un poco. Mi hermano mayor tocaba canciones de Sui Generis, Pastoral y Vivencia y eso me enganchó más, me pasó algunas cosas (acordes, letras) y de ahí en más no paré. Todo esto coincide (año 1982) con Malvinas y la masificación del rock nacional.

- Iván: En esos momentos aparece algo trascendental para nosotros: la revista Cantarock, que era nuestro cordón umbilical con el mundo del rock nacional, nuestra comunidad. Siempre la esperábamos ansiosamente porque en San Carlos era lo único que nos conectaba con ese mundo. A partir de las cosas que leíamos y empezamos a vivir, todos soñábamos con tener una banda de rock.

- ¿Qué diferencia hay entre un músico de ciudad y uno del interior de Mendoza?

- Trocas: La diferencia la da el entorno y la cultura que uno arrastra. Eso ve reflejado en la poesía, la música y también en las formas (posibilidades de estudio, perfeccionamiento, etcétera). En la actualidad, todo eso se ha acortado bastante por la Internet, los  nuevos soportes musicales y las computadoras, aunque al músico del interior siempre todo le ha costado más.

- ¿Qué relación tienen con el folclore y por qué no lo elegiste?

- Iván: Porque con el rock se dio una atracción inmediata y natural, amor a primera vista…

- Trocas: El folclore para nosotros representaba el establishment: Maharviz, películas tilingas procesistas. No era música para jóvenes soñadores. El rock, en cambio, te abría la cabeza.

- ¿Cómo es ser rockero en San  Carlos?

- Trocas: Aquí es fácil, porque tenemos la capital del rock en Pareditas! A los 40, ya se complica un poco, pero es una forma de andar por la vida, la que yo elegí, y eso es lo más importante.

- Contame tu experiencia en la orquesta municipal… 

- Trocas: Yo entré en la Orquesta de la Municipalidad de Mendoza en el año 1999. Estudiaba música con el Pablo Kusselman, quien por entonces era el director. A partir de ahí ha sido una experiencia maravillosa, un aprendizaje constante. Ahí se toca jazz, tango, música de países. Tengo compañeros muy talentosos y grandes amigos. Ahora la dirige Minty Gutiérrez del Barrio que es un capo, más no se puede pedir.

- ¿Cómo nace Dueños del Santo?

- Iván: Con el Trocas éramos compañeros de secundaria y fantaseábamos siempre con formar una banda de rock, pero en aquellos años de hiperinflación pensar en comprar instrumentos dignos era como querer comprar ahora un helicóptero de oro.

- Trocas: Nos dejamos de ver por algún tiempo con el Iván hasta que me invitó a su cumpleaños. Ahí le mostré unos temas que había empezado a componer. El empezó a tocar el bajo y, en la despedida de un amigo, el 1 de setiembre de 1995 debutaron los Dueños del Santo. En el año 2004 se suma el batero Horacio Segura. Fue una experiencia maravillosa, ahí comprendí una frase del Iván que decía: “Hay que tener mucho cuidado con lo que uno sueña por que cuando menos lo pensás, se te hacen realidad”.

- ¿Es difícil grabar un disco para un músico del interior de Mendoza?

- Trocas: No, es sólo convicción y… dinero. Lo primero casi nunca presenta problemas. Lo segundo, bueno, te pago el mes que viene, a más tardar el otro (risas). Hoy la tecnología de grabación está más cerca de los músicos y podés grabar un “disco” en tu casa, pero el “hágalo usted mismo” a veces no da los resultados esperados. Para nosotros no fue difícil grabar el disco en Mendoza. Desde que empezamos con el proyecto pensamos en convocar a un productor artístico y el elegido fue el Dimi Bass, el líder de Alcohol Etílico. Grabamos en el estudio Fader, que tiene para mí el mejor ingeniero de grabación de Mendoza y más también, el Carlitos Begueri. El Dimi aportó todo su talento y profesionalismo. Nos enseñó un montón. Fue algo increíble para nosotros, porque siempre lo admiramos mucho.

- ¿Qué es tener éxito en el Valle de Uco?

- Trocas: Hacer arte y hacer de ese arte tu modo de vida, con una cucharadita de coherencia, una pizca de contradicción, unas gotas de inspiración, un manojo de memoria y un puñado de valientes dispuestos a escuchar, eso es el éxito.

- En una canción decís "Pueblo barro... Amanece en Pareditas y estoy solo"... ¿De qué manera tu  entorno se ve reflejado en tus canciones?

- Iván: El entorno, mi pueblo, es parte de mí y yo de él. Pareditas está presente en todos mis actos. Es donde elegí quedarme. Es un pueblo noble, un lugar hermoso, la Liverpool sancarlina.

- ¿Qué me podés decir del último disco de Dueños del Santo?

- Trocas: Es un disco con 11 canciones de rock, donde se mezcla la poesía y los Beatles con García o el Vasco Bigarrena. Tratamos de hacer un disco con la mayor honestidad posible, con mucho amor por la música.

- ¿El rock ha muerto?

- Trocas: El rock no, lamentablemente se están muriendo los que lo inventaron, los que lo hicieron grande, los que hacían escuela como dice Mario Matar. Hoy son tiempos difíciles,  raros, de mucha confusión, pero donde se escuche un bombo en el tiempo fuerte y un redo en el débil, ahí hay rock. Hay que desensillar hasta que aclare.

- ¿Cuáles grupos te gustan del Valle y cuáles de la provincia?

- Iván: Del valle Cecilia Krill y La Molinera, aunque hay varios muy buenos.

- Trocas: Es difícil, pero te nombro a Grasa ‘e Moto, Cecilia Krill e Indios.

- ¿Cuáles son tus referencias musicales, en cuanto a compositor que sos?

Trocas: León Gieco, Spinetta, Charly García, Bigarrena, Miles Davis, Pastorius, Ceratti, Haydn, The Police, W Montgomery, ¿querés que siga..?

- ¿Y con quién te gustaría tocar?

Iván: Definitivamente con Charly.

Trocas: con Lisandro Aristimuño.

- ¿Qué proyectos a futuro tiene Dueños del Santo?

- Iván: Tocar por todos los lugares posibles, regalar discos a los amigos, componer, hacer dieta, presentar el disco en La Estafeta el 13 de diciembre, y divertirnos bastante.

- Cerremos con una anécdota sobre la vida de músico...

Trocas: Una del ’98, cuando, en Capital Federal, fuimos a tocar el timbre en Santa Fe y Coronel Díaz, la casa de Charly García. El maestro nos contestó y en persona nos invitó a subir a su casa, a ser parte de su caos genial. Ahí grabó una cinta para nosotros y al irse con Alan Faena nos dijo: “Quédense acá, yo me voy. No me roben nada. Y se fue mientras tomaba del pico una botella de vino el Relincho que le habíamos llevado de regalo. Jamás nos vamos a olvidar de eso.
 
 Vámonos con un reciente video de un ensayo de Dueños del Santo:

 

 

Opiniones (0)
21 de agosto de 2017 | 01:45
1
ERROR
21 de agosto de 2017 | 01:45
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial
    15 de Agosto de 2017
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial