Costas Isychos, argentino y viceministro de Defensa de Grecia

“La salida del euro es un camino posible, pero no ahora”

Pocos lo saben: hay un argentino en un importante cargo en el gabinete griego. El periodista Mariano Saravia consiguió entrevistarlo. Aquí, el resultado.

Grecia es un país chico, pero lo que pase en estos días será crucial no sólo para Europa sino también para el mundo entero. Es que si el gobierno de Syriza logra renegociar sus deudas con el FMI y con la Unión Europea, sin volver a los planes de ajuste y austeridad que le quieren imponer, estará mostrando que si existe otro camino.

En realidad, esto ya lo han demostrado varios países sudamericanos, con la Argentina a la cabeza, pero éste sería el primer caso europeo. El gobierno del primer ministro Alexis Tsipras acaba de cumplir sus primeros 100 días en el poder y no ha tenido descanso en una negociación en la que los acreedores no le sacan la soga del cuello. Pero en los últimos días, ha quedado muy claro cuál es la línea roja del gobierno griego: no bajar jubilaciones y lograr convenciones colectivas de trabajo que mejoren el salario real de los griegos, algo que redundaría en una reactivación de la economía griega.

Uno de los pilares del partido Syriza es Costas Isychos, un argentino que está desde el primer momento con Tsipras. Costas tiene 57 años y nació en la ciudad de Quilmes. Es nieto de inmigrantes griegos que llegaron a la Argentina a principios del siglo XX. Pero en 1980 hizo el viaje de vuelta a la tierra de su sangre. Fue empleado de Olimpic Airways y dirigente sindical de los aeronavegantes. En 1992 fue fundador de Syriza(significa Coalición de Izquierda Radical) y desde ese momento conoce a Tsipras, que en esa época era un joven de 17 años. Hoy, Isychos es viceministro de Defensa, un área siempre difícil y estratégica, por la mala relación histórica con la República de Turquía y por el conflicto en Chipre.

Isychos nos atiende en su teléfono móvil. Está en Tesalónica, la ciudad importante del norte de Grecia. Hablamos sobre el actual momento crucial de Grecia y lo que puede significar de cara al futuro de Europa. Entre otras definiciones, deja abierta la posibilidad de una salida de la zona euro, aunque no en forma inminente: “Es un camino que podría seguir Grecia con este gobierno, pero por ahora tenemos que tratar de cambiar la correlación de fuerzas en Europa, teniendo en cuenta que hay elecciones en España este año y en Irlanda al principio del año que viene”.

Costas Isychos

Otra alternativa de desahogo financiero para Grecia sería que Alemania acceda a un resarcimiento por los daños (humanos y materiales) causados durante la ocupación nazi que duró desde 1941 a 1944. Al respecto, Isychos accedió a ponerle número al reclamo griego: “Los cálculos que hacemos nosotros y también otras organizaciones europeas, esta suma podría superar los 170 mil millones de euros”. Eso significa más de la mitad de la deuda pública de Grecia.

Sin embargo, Isychos se esfuerza en separar un tema del otro: “Nosotros no lo ligamos a la cuestión de la deuda. Eso es parte de la propaganda de Alemania, que dice que nosotros recién descubrimos este tema, cosa que no es así. Esto es un tema abierto durante 70 años, desde la Segunda Guerra Mundial”.

-La última vez que hablamos fue durante la campaña electoral. Había una campaña de miedo muy fuerte por parte del poder mediático concentrado, aliado al poder financiero internacional. Pasaron muchas cosas: Syriza ganó las elecciones, usted es miembro del gabinete, y ya transcurrieron los primeros 100 días de gobierno. ¿Cómo es la situación hoy?

-La campaña de miedo ahora es mucho más fuerte, porque ahora estamos gobernando. Gran parte de la oligarquía local y muchos medios de información ligados a intereses poderosos del exterior están tratando de instalar la idea de que Grecia va a caer en la bancarrota, que la gente no va a poder cobrar sus salarios o jubilaciones a fin de mes. Y todo esto en medio de negociaciones muy duras con nuestros acreedores del FMI y de la Unión Europea.

-¿Es imposible llegar a un acuerdo en las actuales circunstancias?

-Siempre es posible llegar a un acuerdo, llevamos ya dos meses y medio de negociaciones. Pero ahora hemos llegado a un punto de la negociación en el que lo que se pone en juego es el programa mismo de Syriza, para lo que nos votó el pueblo griego. Nosotros creemos en la democracia, en el voto popular y no nos podemos salir de la agenda que nos dio el pueblo. En cambio, muchos de los acreedores creen que tenemos que seguir por el mismo camino que antes de las elecciones, con paquetes de ajuste y más austeridad.

-La semana pasada el gobierno griego dio una muestra de soberanía política y decisión al reincorporar a 4.000 empleados públicos…

-Sí, y nos basamos en que nos sentimos muy apoyados por el pueblo griego. Según encuestas de los mismos sectores reaccionarios, el primer ministro Tsipras tiene más del 70 por ciento de popularidad y eso es muy importante para la negociación y para la gobernabilidad.

Costas Isychos

-Ahora bien, ¿es posible salir de la crisis sin salir del euro, es decir, sin tener una herramienta tan importante como la política monetaria?

-Lo que pasa es que la zona euro es una caja, uno entra fácilmente pero no puede salir tan fácilmente. Esta que vos mencionás es una herramienta nacional, es un camino que podría seguir Grecia con este gobierno, pero por ahora tenemos que tratar de cambiar la correlación de fuerzas en Europa, teniendo en cuenta que hay elecciones en España este año y en Irlanda al principio del año que viene. En este momento la hegemonía política alemana está sufriendo grandes derrotas, y con ella la visión monetaria ultra liberal que se viene imponiendo en Europa desde hace un tiempo.

-Hablando de Alemania. Ustedes han pedido un resarcimiento económico por el famoso crédito que los nazis obligaron a dar al Banco de Grecia y que nunca pagó Alemania (se calcula que actualizado sería más de 11 mil millones de euros). Pero también por los crímenes de guerra y las pérdidas humanas. ¿Cree realmente que eso podría ser posible?

-Sí, creo en esa posibilidad. Esto no está ligado directamente a la coyuntura y a las negociaciones por con nuestros acreedores. Esto es otra cosa, es una herida abierta en la relación bilateral entre Grecia y Alemania, una herida que sigue abierta luego de más de 70 años. Hay que tener en cuenta que, luego de la Unión Soviética, Grecia es el país con más muertos de hambre y con más asesinados durante la ocupación nazi. Nunca llegamos a un acuerdo y ahora estamos en medio de un debate abierto con Alemania. Lo que estamos pidiendo es que se abra una negociación sobre la memoria histórica de nuestro país. No es sólo la pérdida de vidas humanas, ni el famoso préstamo que los nazis obligaron a darles y Alemania nunca pagó, es también el saqueo de tesoros arqueológicos y el saqueo mineral durante los tres años y medios de ocupación.

-¿De cuánta plata estaríamos hablando?

-Los cálculos que hacemos nosotros y también otras organizaciones europeas, esta suma podría superar los 170 mil millones de euros.

-Eso alcanzaría para pagar la mitad de la deuda griega y salir de este momento tan complicado…

-Sí, pero te repito que nosotros no lo ligamos a la cuestión de la deuda. Eso es parte de la propaganda de Alemania, que dice que nosotros recién descubrimos este tema, cosa que no es así. Esto es un tema abierto durante 70 años, lo que pasa es que muchos gobiernos griegos no quisieron ponerlo sobre la mesa. Este gobierno sí está decidido a llevar adelante esta negociación.

Costas Isychos

-Justamente el sábado 9 de mayo se cumplieron 70 años del fin de la Segunda Guerra Mundial y en Moscú se hizo un gran desfile para conmemorar el triunfo sobre el nazi-fascismo. Hay una vinculación con el momento actual. ¿La lucha deustedes hoy es contra un fascismo aggiornado?

-Por supuesto.

-¿Y esta situación está mostrando en cierta manera la falla y la limitación del actual modelo de construcción de la Unión Europea?

-Por supuesto que es una falla, es un desarrollo en el cual no se favorece a las masas populares. Es un plan absolutamente neoliberal en el que se acumula la riqueza en manos de poca gente y de los bancos, pero además hay mucha falta de transparencia en el rol del sector financiero. Como resultado, tenemos una pérdida del poder político institucional a niveles estatales y a niveles supraestatales, a nivel nacional y a nivel europeo. Esto tiene que ver con la falta de participación de la gente, con la falta de democracia. Por eso nosotros no sólo queremos abrir un modelo de cambio para Grecia, sino para los otros pueblos europeos. Creo que los países de la periferia, Italia, Irlanda, España, Portugal, están en el mismo camino que estaba Grecia. Y no podemos seguir en ese camino que nos lleva inexorablemente a la autodestrucción.

-Por último, ¿cómo encaran las relaciones con el resto del mundo?

-Son muy importantes, y dentro de eso, de damos mucha importancia a América Latina. Estamos también apostando a un intercambio político, económico, financiero, cultural con el bloque latinoamericano porque estos dos continentes tienen que dar una lucha muy fuerte para mejorar el planeta y contra los peligros de guerras regionales y de confrontaciones internacionales.

Mariano Saravia. 

Opiniones (1)
16 de diciembre de 2017 | 09:05
2
ERROR
16 de diciembre de 2017 | 09:05
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Agarrense Griegos que con un argentino y nada menos que de la gloriosa izquierda argentina se van a pique con toda seguridad.- Pero... pero las lecturas que hay de la economía de ese país es que calladitos y cabeza agacha los muchachos de la izquierda hacen buena letra con los dictamenes economicos de la Comunidad Europea.-
    1
En Imágenes
Leopardo al acecho
7 de Diciembre de 2017
Leopardo al acecho