Elbi Olalla y Gonzalo Tohmé

"Estamos resistiendo a esta situación convulsionada"

Integrantes de Altertango, formación local que se presenta hoy.

A esta altura, Altertango se suma a la lista de ese tipo de formaciones que no necesita de mayores presentaciones. Primero y sobre todo, porque su nombre se ha instalado en la escena musical nacional, e internacional, como sinónimo de versatilidad y creatividad musical; y además, porque porta en sí misma -en ese cruce tan elemental de palabras- la esencia vital que atraviesa el modo de entender la música de sus integrantes.

Altertango, un proyecto ideado y motorizado por Elbi Olalla y Vicky Di Raimundo, entiende al tango de una manera única; lo metamorfosea y reinventa, una y mil veces, en el marco de un juego secreto y soñado. Sus versiones, fruto de ese encuentro lúdico y emotivo, son las mensajeras indiscutidas del peculiar estilo que los caracteriza.

Pero hay más. Constantemente inquietos y temerarios, se lanzan a lo inaudito de experimentación y es entonces cuando el abanico de posibilidades musicales se les multiplica. Prueba de esta amplitud son las intervenciones que, por ejemplo, realizaron junto a la Orquesta Sinfónica de la Universidad Nacional de Cuyo y a Dj Rub.

Y el espectáculo que el quinteto integrado por Di Raimondo en voz, Olalla en piano, Gonzalo Tohme en bandoneón, Patricio Ibire en bajo y contrabajo y Pablo Conalbi en batería, presentará esta noche, a las 21, tiene mucho de aquello.

La agrupación compartirá escenario con DJ Rub y Triaural (DJ Rub y Milo Lucero), dos propuestas musicales signadas por las bandejas, las bases electrónicas y el drum and bass para ofrecer una cuidada selección de canciones de los tres trabajos discográficos con los que cuenta: "Altertango" (2002), "Altertango" (2004) y "Tormenta" (2007) así como alguna nuevas piezas.

Antes de la presentación, MDZ dialogó con Elbi y Gonzalo, dos de sus integrantes, sobre el recital y algunos otros temas.

- Ya habían compartido escenario con Dj Rub…

- Elbi: A Dj Rub lo conozco hace un montón porque antes hacía cosas con música electrónica, él tenía un grupo de hip hop y siempre me llamó mucho la atención su versatilidad y su ductulidad en las bandejas. Después, hace algunos años dimos con él por una cuestión súper azarosa porque el bajista anterior tomó contacto con él y lo invitó a un show en Los Dos Amigos, donde tocó un par de tema y nos encantó. Después lo invitamos al disco, tocó también en la plaza Independencia, en la presentación del disco y nos hubiera gustado que hayan sido muchas veces más, pero, si ya articular entre nosotros cinco es difícil, imagináte con invitados. Es una persona con una intensidad poco vista en este tipo de instrumentos tan raros que vienen de la electrónica, es muy expresivo.

- La presentación de esta noche, ¿es una de las primeras, grandes, de este año?

- Elbi: Tuvimos una serie de presentaciones en la época de Vendimia: en la Vendimia Federal y en La Pisada de la Uva, que aunque fue cortita, había muchísima gente, un tipo de escenario que no se da frecuentemente en Mendoza; pero producido por nosotros, sí, es el primero. Justamente estábamos tratando de no tocar para guardarnos para esta fecha.

- ¿Sigue siendo titánico producir desde la autogestión o el reconocimiento colabora?

- Elbi: En realidad lo que está bueno de la repercusión de la gente es que es más probable que vayan, pero el trabajo que se necesita es el mismo. Trabajamos con sponsors, empresas mendocinas con las que tenemos pequeños canjes, pero eso no banca ni la mitad del show.
- Gonzalo: Ayuda pero no cubre los costos.

- ¿Están pendientes, entonces, de lo recaudado en taquilla?

- Gonzalo: Si… ya estamos acostumbrados (risas).
- Elbi: Cuando uno se plantea armar un show de estas características siempre cuenta o juega con un margen de error, si va mucha gente está buenísimo pero si va poca, también. Uno se predispone a eso, porque nunca sabe que puede pasar, menos en este país. La semana pasada teníamos que tocar en el Centro Cultural de la Cooperación un miércoles y a los señores del campo y la señora presidenta se les ocurrió organizar una manifestación y tuvimos que suspender. Como hay un montón de variables que no manejamos cuando decidimos hacer un teatro, vemos  cuándo vamos a gastar, previendo que puede ir poca gente. No nos animaríamos si no supiéramos que no podemos cubrir todos los gastos.
- Gonzalo: Estamos como acostumbrados a no tener la prioridad de decir: 'va gente seguro'. Siempre, de alguna forma, sabemos que si no va público tenemos que empeñar a alguien (risas).
- Elbi: Ahora, por primera vez estamos trabajando con un productor ejecutivo, un amigo que nos está ayudando con toda la parte de la gestión. Con él nos sentamos e hicimos una especie de proyección de cuánto podíamos llegar a gastar y recaudar. Por eso hicimos vía públicas y hablamos en la radio.

- Ustedes siempre cuidan la imagen…

- Elbi: Sí, trabajamos mucho con la imagen. Desde la  del escenario hasta la de los afiches, trabajamos conceptualmente, creemos que la música se nutre de todo, si tenés una estética que está floja, las demás cosas quedan en detrimento de la música y algo no anda bien.

- ¿En esta ocasión tendrá algo especial la puesta en escena?

- Elbi: No, en este caso vamos a trabajar con la técnica del teatro, que nos parece muy buena.

- Y en cuanto al repertorio, ¿con se va a encontrar la gente?

- Gonzalo: Vamos a hacer temas de “Tormenta”, algunos nuevos y unos cuantos con DJ Rub (“Charol”, “Cuesta abajo”, “Yira” y “Tango triste”, que sólo lo tocamos una vez en Buenos Aires). También, él va a tocar con Triaural, su formación.
- Elbi: Hacen una especie de dub, dram and bass, ritmos cortados de batería con bajos profundos. Ayer cuando terminamos de bocetar la lista, me quedé con la sensación de que va ser un show fuerte en términos de dramatismo, acordes a las épocas que estamos viviendo. Va a ser bastante power y hasta medio terrible.

- “Tormenta” tiene mucho de eso…

- Elbi: Sí, es un disco oscuro.
- Gonzalo: Pero ahora va ser todo el show así porque hay letras fuertes.
- Elbi: Vamos a ser una versión de una canción que tocamos hace muchísimo tiempo con una de las primeras formaciones –con Vicky y Miguel López-, “Cadáver exquisito”, de Fito. Es hermosa pero también tremenda.

Suena un celular, por unos minutos salimos del diálogo ameno y el café. Elbi aprovecha a mostrar la imagen promocional del espectáculo: “te muestro el vía pública para que te des cuenta que la temática del show tiene que ver con nuestro momento. Estamos reflexionando mucho en toda esta historia de la repercusión del nombre, de cómo Altertango ha llegado a ser una especie de pequeña marca y aún así, todo es tan difícil, caro y demanda tanto. La idea de la foto salió de un día que Vicky llegó a su casa y dijo: ‘pongo Altertango en Internet y aparecen un montón de páginas pero no tenemos un mango para hacer nada, pongámosnos a vender panchos” (risas).

- Volvemos al tema de lo costos que implican una producción independiente pese al prestigio…

- Elbi: ¡Ahí está la paradoja! Mucha gente cree que nos va re bien pero depende en términos de qué. En términos artísticos y de posicionamiento de un nombre, sí; pero todo lo demás es dificilísimo, la vida nos sigue costando lo mismo. Todos tenemos que tener 80 mil trabajos y para viajar tenemos que poner plata de nuestros bolsillos. Creo que también somos muy ambiciosos, queremos todo el tiempo hacer cosas y por eso es muchísimo esfuerzo. En Mendoza, lamentablemente, hay muchas propuestas musicales pero muy pocos proyectos.
- Gonzalo: algunas cosas, que no tienen que ver con lo económico, si son más fáciles (como pedir una fecha en Buenos Aires).
- Elbi: Además, mientras más vas creciendo, más querés.

- Hablando de querer más, ustedes viajan bastante, ¿qué les pasa cuando se encuentran con un público desconocido?

- Elbi: Es vertiginoso pero también alucinante. Fuiste a Estocolmo y viste en gente que no habla tu idioma momentos de celebración alucinante y tuviste comunión con el público, decís ‘quiero más’. Viajamos mucho a Chile, donde también nos pasa, y en Buenos Aires estuvimos tocando hace un mes en Notorius para un 95% de público desconocido.
- Gonzalo: Generalmente tenemos re buena onda. Muy pocas veces tuvimos experiencias no felices.
- Elbi: Parece que el Altertango tiene algo de honesto, como de poca impostura, nos encanta lo que hacemos y lo sentimos, y eso es lo que llega a la gente.
- Gonzalo: eso de transpirar la camiseta.

- En cuanto a lo musical, ¿qué sigue después de reversionar piezas de tango y canciones de rock?

- Elbi: Lo que hemos estado haciendo todos esto años es consolidar una forma de trabajo. Sigue lo mismo: buscar tangos viejos o nuevos, mientras menos conocidos mejor (y si los son, darles una vuelta de rosca); rescatar del rock nacional lo que a nosotros nos parece que son tangos;
Gonzalo: Componer cosas propias…
- Elbi: … pero siempre dentro de las posibilidades, porque componer es un trabajo y no hay mucho tiempo, más dentro de un género que es tan alucinante, hay muchos prejuicios, mucha gente observando al lado de quién vas a poner un tema tuyo.



"Los Condenaditos" - Altertango.

- ¿No sienten la necesidad de despegarse de los grandes compositores?

- Gonzalo: Despegarnos no, porque sería negar pero estaría bueno incluir más temas propios.
- Elbi: tuvimos muchos años de ausencia en este país, estamos todavía muy enamorados de ese reencuentro con los autores. Todos los días encuentro en algún disco nuevo o viejo, un ‘temazo’. Al versionar resignificamos y eso hace que parezca otro tema, aunque eso no nos exime de componer.

- La pregunta de rigor ¿qué proyectos guardan para el resto de año?

- Elbi: tenemos previsto seguir tocando en Buenos Aires, en agosto -y todas las veces que podamos- y a Chile iremos en primavera. También hemos mandado material a muchos lugares pero por el momento, más que nada, estamos manteniéndonos, resistiendo a esta situación tan convulsionada y guardando las energías para cuando pase todo este caos y uno pueda proyectar mejor. En este momento no hay fórmulas, lo único que podés hacer es levantarte todos los días y hacer lo que tenés que hacer: ensayar, tocar, generar cosas… y tiene que ser súper disciplinado y sostenido en el tiempo, con esa convicción empezó Altertango y se ha mantenido parejo. Capaz el año que viene podemos vivir todos de la banda, pero hay que llegar hasta el año que viene…



"Milonguita" - Altertango & la Orquesta Sinfónica de la Universidad Nacional de Cuyo (dirección: David Handel).

Ficha técnica:

Altertango & Dj Rub en el Independencia

Domingo 29 de junio - 21.00
Teatro Independencia - Chile y Espejo, Ciudad.
Entradas: $25 (general) y $20 (estudiantes y jubilados)

Victoria Di Raimondo - voz
Elbi Olalla - piano
Gonzalo Tohme - bandoneón
Patricio Ibire - bajo y contrabajo
Pablo Conalbi - batería       
Invitados: TRIAURAL: Dj Rub y Milo Lucero

Diseño gráfico: Marcelo Di Raimondo
Fotografía: Heber Argumedo
Sonido y Luces: Teatro Independencia
Producción ejecutiva: Bruno Benedetto
Opiniones (0)
20 de agosto de 2017 | 20:08
1
ERROR
20 de agosto de 2017 | 20:08
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial
    15 de Agosto de 2017
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial