Caja de la Salud: el fin de las mentiras

La Justicia reconoció la inocencia de las anteriores autoridades de la Caja que fueron denunciadas y removidas de sus cargos, Sres. ORLANDO MONETTI, MIGUEL CONOCENTE, JUAN CARLOS MARTÍNEZ y MARCELO BOND, al ordenar recientemente el archivo definitivo de la denuncia de ASOCIACION ILICITA Y/O ADMINISTRACION FRAUDULENTA que apoyaron las actuales autoridades en la causa penal Nº P-88450/09. 

Los creadores e integrantes del Directorio que fuimos denunciados somos inocentes de todas las calumnias y difamaciones que nos realizaron aquellos que tomaron  por ¿ASALTO? A la Caja de la Salud en la Asamblea del 5 de agosto del 2009, asamblea que estimamos ilegal, llevada a cabo en el Colegio Farmacéutico de Mendoza.

Es una cuestión de tiempo, que también la justicia civil derribe la asamblea impugnada. RICARDO AIZCORBE, JORGE JAKUBSON, LUIS SALVI, DARDO MONTOTO, EDUARDO DI LELLO, ALBERTO ABRAMOVICH, RODOLFO DA FORNO, DIEGO CORREA, ROBERTO PORTILLO Y EL PARTICIPE NECESARIO ROBERTO EDUARDO VICTORIA (a quien han tratado como utensilio descartable y ahora le echan la culpa de todo), tienen que comenzar a explicar por qué nos criticaron y nos desplazaron mintiendo en muchos aspectos.

1) Tienen que explicar por qué criticaban nuestra gestión económica, si luego copiaron y aprobaron sin reservas el mismo balance que hizo nuestra gestión.

2) Tienen que explicarles a los afiliados por qué sacaron dinero en dólares de la Caja del país, violando la ley de creación. ¿Realizaron una Asamblea para tal fin? ¿Le pidieron autorización al Gobierno Provincial? ¿A nombre de quién está ese dinero?   

3) Tienen que explicarles a los afiliados quién se harán cargo de pagarnos las indemnizaciones que vamos a reclamar por la denuncia penal –hoy archivada- las calumnias y difamaciones que fuimos objeto ante la comunidad y en forma directa e individual ante cada uno de los profesionales afiliados a la caja (comentadas en reuniones con profesionales de la salud y publicadas para la lectura de las mismas en toda la sociedad de la provincia, en los informes del actual directorio, del ex Síndico Roberto Victoria, de la Revista del Colegio Farmacéutico y de prácticamente todos los Diarios de la Provincia ).

Es cuestión de tiempo. No creo que sean serios a la hora de poner su patrimonio para garantizar nuestros reclamos por el padecimiento inmerecido durante todo este tiempo, sufrido por todos aquellos que con mucho cariño, tiempo y esfuerzo creamos y desarrollamos una Institución al servicio de las necesidades reales de los profesionales del Arte de Curar del Género Humano, contempladas en nuestra ley de creación y que estos señores han desnaturalizado en poco tiempo.

Para los que quieran informarse más sobre nuestra inocencia baste compulsar la causa penal, que es elocuente. Allí agrega nuestra declaración informativa,  el peritaje realizado por el Perito Oficial y los Peritos de parte. Con esos fundamentos, el Fiscal de Delitos Complejos Dr. Santiago Garay, envió directamente al archivo el expediente correspondiente por NO CONSTITUIR DELITOS LOS HECHOS DENUNCIADOS.

En una sociedad seria, no se puede acusar gratuitamente. Es cuestión de tiempo, que estos señores deban salir de la administración de la caja, para que la tome una gestión responsable y representativa de los profesionales.

Ya no hay duda que nosotros fuimos desplazados por motivos espurios ajenos al interés de los afiliados. Hay una trama de intereses políticos y económicos casi de película. Estas autoridades deberían explicar a los afiliados qué motivos ocultos tuvieron para mentir. ¿Tendrá algo que ver el depósito de dinero en el exterior? ¿Intereses sectoriales? ¿La venta de la Radio FM salud con autorización de Canal TV? ¿Hay políticos detrás? ¿Hay pulseadas de empresas de comunicación?

Hay que preguntarse por qué no se fue todo el cuerpo directivo, sino una parte. Hay que pensar si los que quedaron son “funcionales” a variados proyectos económicos que nada tienen que ver con la misión de la caja. Algunos dirán que hay que pensar si nosotros fuimos desplazados por NEGARNOS a resolver los problemas financieros que tenía la CUPULA FARMACEUTICA. Otros dirán que hay que pensar si nos desplazaron por no adquirir la mayoría de las acciones de una Droguería “Drofasa”, que estaba prácticamente en quiebra, alegando que tenían un Dossier de 8 medicamentos oncológicos que jamás fueron aprobados por el ANMAT. Quizás las autoridades nieguen estas cosas. En esta trama de intereses ocultos, puede que otros señalen nombres que sonaron, como Jorge Jakubson, candidato de la lista que tomó la caja, a quien luego cambiaron por Montoto, -trascendió- debido a escándalos que ameritan otra nota. Creemos que los colegas, tenemos que investigar y preguntar sobre estas cosas, para saber quiénes nos representan. No pido hoy que me crean, me basta esperar que los colegas se hagan estas preguntas, ya que es feo no saber quién es el que nos representa.

¿Habrá que pensar si nuestro desplazamiento se debió a nuestra honestidad? ¿A que nos negamos a prestar todos los meses la mitad de la recaudación mensual del aporte de los afiliados a un bajo interés, hasta que terminaran su emprendimiento de las Torres de Calle Belgrano?

Es una cuestión de tiempo, se acerca el fin de las mentiras. Tenemos que confiar que la justicia y el interés por saber la verdad, de parte de los afiliados, detengan a tiempo otras acciones de la actual conducción que se ven completamente ajenas al interés de los afiliados. Continuaré está historia de intrigas en la que me victimaron por ser honesto, en otros episodios que cada uno, cada colega, sabrá evaluar.

(*) Ex Director de la Caja y miembro creador de la misma.
Opiniones (2)
22 de agosto de 2017 | 16:16
3
ERROR
22 de agosto de 2017 | 16:16
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. En un par de años han destruído todo el trabajo que se realizó en diez, están vaciando la Caja y esto sucede gracias a la pasividad de los profesionales de la Salud. Gracias dr. Monetti por todo su esfuerzo, capacidad y honestidad.
    2
  2. Tal cual lo describe el Dr. Monetti, quienes hoy conducen los destinos de la caja tienen otras intenciones, no les importa el beneficio previsional de los afiliados. Yo estube en esa asamblea y fue un escándalo montado por la gente del colegio farmacéutico y sus aliados (verdadera mafia), una de las primeras cosas que hizo Di Lello fue mal vender casi regalar el edificio de calle San Martín esq. Peltier al grupo Alvarez, las cosas tarde o temprano se terminan sabiendo.
    1
En Imágenes